*

X

Periodista de CNN revela cómo los gobiernos pagan a los medios para que falsifiquen noticias

Política

Por: pijamasurf - 03/26/2015

Amber Lyon revela cómo las cadenas de noticias reciben pagos de los gobiernos para que realicen coberturas favorables y avancen estrategias de propaganda

La periodista ganadora del Emmy, Amber Lyon, se ha convertido en una  importante "whistleblower", denunciando el aparato de propaganda de los mass media. Lyon renunció a CNN luego de que su reportaje sobre las atrocidades del régimen de Bahrain no fuera transmitido en CNN Internacional debido a presiones del gobierno de Bahrain. La periodista se enteró luego de que este país pagaba fuertes cantidades a CNN para que fuera representado bajo una luz favorable. 

El documental de Amber Lyon iRevolution había reportado las atrocidades en Bahrain, incluso había sufrido una detención y arriesgado su integridad. Este documental costó más de 100 mil dólares, una cantidad elevada en comparación con la mayoría de los reportajes periodísticos; pese a eso, no salió al aire. Habiendo visto en carne propia lo que ocurría en este país del Medio Oriente, Lyon claramente notó que la cobertura que transmitía cotidianamente CNN era completamente falsa.

Lyon cree que países como Bahrain pagan millones de dólares para mostrar contenido que es supuestamente objetivo y que no tiene una agenda política. Esto es algo que ocurre comúnmente: infomerciales para dictadores. Pero también para promover los nuevos movimientos en la estrategia geopolítica de Estados Unidos.

En el video de RT vemos cómo CNN edita los acontecimientos políticos para avanzar una propaganda bélica. Vemos la diferencia con la que se cubren los discursos de Benjamin Netanyahu y Mahmoud Ahmadinejad  en la ONU, con un claro sesgo a favor del primer ministro de Israel. "Me preocupa que se pastoree a los ciudadanos a un nuevo conflicto a través de coberturas selectivas... Ahmadinejad en realidad estaba diciendo que había caminos para la paz, pero esto fue omitido por CNN. A la vez se refuerza el mensaje prefabricado esto con películas como Argo que crean una propaganda bélica en favor de ciertos intereses"... Se trata de una retórica "que lleva a la guerra como ocurrió con el discurso de 'armas de destrucción masiva'", el cual se utilizó para lanzar la guerra contra Irak.

Los hechos que ha observado Lyon en CNN son la norma y no la excepción, especialmente en países como México donde el presidente tiene fuertes lazos con la televisora más importante del país.

¿Por qué los medios evitan llamar terrorista al copiloto de Germanwings? ¿Doble estándar?

Política

Por: pijamasurf - 03/26/2015

Polémica sobre cómo representamos a los asesinos (blancos) y a los terroristas (generalmente "árabes") en Occidente

safe_image

Zak Cheney-Rice, escribiendo para el sitio Mic, postula una interesante teoría: "los blancos no pueden ser terroristas".

Aunque no sabemos bien cuál fue el motivo del copiloto de 28 años Andreas Lubitz, quien al parecer se encerró en la cabina dejando al capitán fuera del vuelo 9525 de Germanwings mientras volaban por los Alpes franceses y estrelló el avión dejando a 150 personas muertas, nadie en ningún momento se ha atrevido a insinuar el término terrorista. Cheney-Rice sostiene que aunque se sepa que tenía problemas mentales, este precavido tratamiento no habría ocurrido si se supiera que el copiloto o la persona involucrada era de origen árabe o de religión musulmana. En un caso así, se habrían tomado conclusión veloces. Y, ¿cómo saber que los "terroristas" islámicos no tenían también problemas mentales?

Cheney-Rice cita ejemplos de hombres caucásicos bombardeando o masacrando una iglesia en los que se procede con pinzas y se evita llamar a los perpetradores terroristas --son siempre excepciones, desquiciados pero no un núcleo que amenaza a la sociedad.

Un caso previo a analizar es el de Anders Breivik, el asesino noruego que acabó con la vida de 69 niños en Noruega. En esa ocasión algunas personas se precipitaron y relacionaron a terroristas musulmanes con el crimen. Cheney-Rice dice que tenían razón en la parte de "terroristas" pero no de musulmanes. El crimen de Breivik fue político y orientado en contra de ciertos grupos sociales. Breivik había escrito en contra de los inmigrantes y los musulmanes y estaba en contra del multiculturalismo (y de las élites que lo favorecían). Se habló de Breivik como un "asesino solitario", "psicópata", "desadaptado", etcétera, pero casi nunca se uso el término terrorista. 

Cheney-Rice advierte que no se trata de tomar conclusiones prematuras y hablar de terrorismo en el caso de Lubitz. Su intención es reflexionar sobre el doble estándar de nuestra sociedad, el cual quedó marcado recientemente en el caso de Charlie Hebdo, esa vez en un doble estándar de tolerancia y una doble moral sobre qué es ofensivo en una sociedad secularizada en la que coexisten personas que tienen otros valores y costumbres. Más allá de la repudiable brutalidad del atentado en las oficinas de París de la revista satírica, es evidente que en Occidente tenemos islamofobia. 

"El hecho es que, todo asesino --terrorista o no-- tiene su complejidad. Las personas de tez café no son las únicas capaces de cometer actos terroristas. Y los asesinos blancos no son los únicos con historias", dice Cheney-Rice. Lo importante, sugiere, es reflexionar sobre cómo seguimos proyectamos prejuicios que lastiman a muchas personas. Y este caso, aunque no tenga tonos políticos evidentes, permite contrastar esto.

Sin duda se trata de un tema controvertido, que genera sentimientos encontrados. ¿Tiene razón Cheney-Rice o muestra cierto resentimiento y, en realidad, los casos son diferentes y no permiten comparar o formar criterios analógicos?

También en Pijama Surf: Charlie Hebdo o el fanatismo secular de Occidente