*

X

8 cosas que cambiaron para siempre debido a los smartphones (FOTOS)

Por: pijamasurf - 03/05/2015

El mundo cambió con demasiada rapidez, y las cosas que nos parecían normales hace 15 años hoy serían impensables. Ahora la mayoría de la gente a tu alrededor tiene 15 años y smartphones

 

¿Qué se siente ser parte de la última generación que supo lo que era llamarle a alguien por teléfono local durante la noche en lugar de entrar a su página de Facebook? Como esta, muchas otras preguntas (retóricas) podrían hacerse para remarcar la extraña encrucijada en que nos hallamos: la generación tecnológicamente más activa en la historia de la humanidad y con una pereza insuperable para todo cuanto tenga que ver con la justicia social. 

Tal vez la pregunta de fondo deba ser esta: ¿qué se siente ser ese nodo unificador de todos los gadgets que te rodean, ese al que recurren para recargar baterías o cuando necesitan que alguna notificación se responda? Con la cantidad ingente de redes sociales y servicios a los que estamos conectados noche y día, el cuerpo humano se ha convertido en una extensión de las máquinas. Una herramienta de las herramientas. 

1. El tamaño de la pantalla (y del usuario)

cp1

 

2. Hipercentralización del consumo

cp2

 

3. Compartir era legal

cp3 cp4

 

4. Cumplir años era una experiencia social, no "social"

cp5 cp6

 

5. Antes uno jugaba con los videojuegos, no con el DLC

cp7

 

6. Las vacaciones eran un evento, no las imágenes

 

cp8

 

7. ¿Llamar cuando puedes textear? ¿¡Desde cuándo se dice "textear"!?

cp9 cp10

 

8. Fitness en el cambio de siglo (explicación gráfica)

cp13

Las 10 batallas a las que darán seguimiento miles de ciudadanos de México

Por: Ana Paula de la Torre - 03/05/2015

Luego de meses de recabar hasta 8 mil propuestas, se estará exigiendo el diálogo con los políticos en México sobre las soluciones que el gobierno debe adoptar

monum-inter1

En México parece que la clase política cree que su papel representativo es suficiente. Es decir, que una vez que están ahí arriba, sus decisiones deben ser aceptadas porque supuestamente los ciudadanos les dieron sus votos (de confianza). Así, la clase política ha resistido férreamente el incluir a la esfera ciudadana en las decisiones: personas que no necesariamente buscan ser políticos, pero que cansados de que las cosas no mejoren, sí buscan tener espacios de incidencia en las decisiones públicas. 

Pero algo ya está sucediendo y hay muchas personas que estarán presionando al gobierno desde la ciudadanía; ahora vemos muchos activistas con una repercusión importante, y propuestas como el #YaMeCansé Por Eso Propongo, que, careciendo de las vías de discusión con los políticos, se pusieron a recabar hasta más de 8 mil propuestas ciudadanas para presionar y cambiar la crisis que vive México. 

Los organizadores de este proyecto consiguieron el suficiente peso mediático para que distintas instancias del gobierno, desde el INE, la CNDH y hasta la presidencia y la Suprema Corte, reciban las propuestas de los más de 8 mil ciudadanos, que fueron resumidas en al menos 10 batallas. 

Los participantes mostraron que conocen los problemas de México que traban su desarrollo, desde aspectos como el fuero. ¿Quién dijo que la sociedad desconoce los problemas estructurales? Ahora, organizaciones con un peso importante a nivel internacional como Amnistía Internacional y otras ONGs darán seguimiento a la respuesta del gobierno a estas 10 batallas ciudadanas.   

“No es un fin, sino el punto de partida para la continuidad del diálogo ciudadano y su meta es incitar la discusión colectiva y son una muestra representativa del sentir ciudadano”, declararon los organizadores. 

Alejandra Delano es una de las creadoras del proyecto y ha declarado que se trata de una nueva vía de diálogo. Quizá una que será más obligada que nunca, una especie de fórmula donde si no existen los espacios de inclusión de la ciudadanía, esta los forzará sin duda. 

Las 10 batallas ciudadanas:

  1. Crear una fiscalía anticorrupción “auténtica independiente”.
  2. Eliminar el fuero.
  3. Reducir los salarios y prestaciones de los funcionarios públicos.
  4. Reducir el financiamiento público a los partidos y los gastos de campaña.
  5. Reformar los cuerpos policíacos y su relación con la sociedad.
  6. Perseguir el delito de desaparición forzada.
  7. Reducir o eliminar los escaños plurinominales.
  8. Crear órganos ciudadanos de monitoreo y regulación del servicio público.
  9. Fortalecer la calidad y la cobertura de servicios de educación, cultura y salud, con un enfoque de derechos humanos.
  10. Aumentar el salario mínimo.

Twitter de la autora: @anapauladelatd

Las opiniones expresadas en este artículo son responsabilidad del autor y no necesariamente reflejan la posición de Pijama Surf al respecto.