*

X

¿Por qué la cannabis provoca hambre? La neurociencia detrás del "munchies"

Por: pijamasurf - 08/03/2013

Además de ser analgésico, estimulante y depresor, la cannabis tiene también el efecto secundario de dejar un hambre muy particular.

munchies

El ser humano ha consumido el THC de la cannabis desde hace casi 3 mil años, pero fue recién durante los años 80 y 90 del siglo pasado cuando la neurociencia trató de explicar sus efectos en el cuerpo: acelera el corazón, pero provoca relajación; relaja la tensión orbital, contrarrestando los síntomas del glaucoma; cura (o produce) el insomnio; además de ser analgésico. Estimulante y depresor, la cannabis tiene también el efecto secundario de dejar un hambre muy particular.

Conocida popularmente como "munchies" (probablemente por el sonido de alguien al masticar, "to munch", en el sentido de "roer"), el hambre que deja la cannabis es otro de los efectos del procesamiento de THC. Los receptores de canabinoides son proteínas que viven en la superficie de nuestras células y procesan el THC de la cannabis; los receptores de canabinoides en nuestro hipotálamo son los encargados de avisar a tu cuerpo cuando este tiene hambre, de manera natural --pero estimulados por la cannabis, el efecto regulador del apetito se potencia, activando la respuesta de los canabinoides.

Existen estudios sobre pacientes con cáncer quienes recuperaron el hambre después de consumir un compuesto de THC: la quimioterapia puede hacer que los pacientes sientan asco simplemente al oler o ver comida. Luego de estimular un poco los receptores de canabinoides con THC, los pacientes pueden recuperar la habilidad para apreciar los olores y sabores de la comida, en lo que podríamos considerar una aplicación médica del famoso munchies.

La ciencia no se ha ocupado (que sepamos) de entender por qué el munchies se asocia con la comida chatarra, pero podemos aventurar que la disponibilidad de comida chatarra combinada con la urgencia de masticar algo hace que al vernos afectados por el hambre comamos algo procesado o empacado, en lugar de preocuparnos por cocinar algo. ¿Podríamos considerar los brownies felices como un combo high + munchies? ¿Cuál es el tipo de munchies que prefieres? Cuéntanos en los comentarios.

[io9]

 

Este despacho de diseño, fundado en Bélgica, parece materializar, desde ahora, el brillante futuro del arte objeto.

24milanointro_xlarge1

Pocas plataformas creativas hacen confluir de forma tan brillante la relación de arte y funcionalidad, como el trabajo de Job Smeets y NynkeTynagel, quienes agrupados bajo el nombre de Studio Job han revolucionado este apasionante binomio.

Forma, función y experiencia estética, son los encargados de triangular el proceso artístico de este despacho de diseño con sede en Amberes, Holanda. Creando lúdicas alegorías transformadas en inesperados patrones y exigiendo a sus materiales que adopten una flexibilidad casi surrealistas para ser maleados con inédita intrepidez, Studio Job retoma, para luego redefinir, la larga tradición del arte decorativo.

“A diferencia de la mayoría, nosotros tal vez no provenimos del modernismo. Nuestra contribución consiste en haber redescubierto un rumbo que estaba perdido. Cuidadosa y concientemente, estamos posicionando las artes decorativas en el siglo XXI. ¿Es eso diseño? Da lo mismo. ¿Es arte? Da lo mismo.” advierteSmeets en entrevista.

TSA_Nodus_Studio_Job_3

Con una explícita confianza en su trabajo, lo cual les permite transgredir sin estrés las normas ordinarias, Studio Job fusiona ingredientes que hasta ahora bien podrían haber calificado como elementos irreconciliables, por ejemplo: la opulencia con la fantasía, lo sagrado con lo kitsch, lo ordinario con lo majestuoso, e incluso lo angelical con lo funesto.

Todo lo anterior ha permitido que desde Amberes se haya labrado una especie de coqueta utopía –una revolución de azúcar y cianuro–, cuya heráldica pop y códigos corpóreos hacen de este estudio la consagración de una genial aventura en una contundente tendencia.

No me queda duda que a finales del siglo XXI, cuando se analice el estado del arte y el diseño, seguramente se estará hablando de este virtuoso dúo que reformó la fórmula del arte objeto.

 Twitter del autor: @ParadoxeParadis 

* Esta nota fue originalmente publicada en el sitio Trendsenter.