*

X

Personajes emblemáticos de la historia de Inglaterra convertidos a la moda de nuestros días (IMÁGENES)

Arte

Por: pijamasurf - 05/06/2013

Es probable que la Historia sea una de las ficciones colectivas más efectivamente montadas, un relato que arman un puñado de personajes para terminar siendo creído por cientos, miles o a un millones, como es el caso de la Historia Nacional, la Historia Patria de los pueblos que, especialmente en el siglo XIX, sirvió como elemento aglutinador de la identidad colectiva.

Pero como tal sabemos, o deberíamos darnos cuenta, que la Historia no es una, así, indivisa, mayúscula, sino, por el contario, se trata de una serie más o menos caótica y contingente de hechos que si bien corren a la par de cursos paralelos y dominantes, también se ramifica hacia relatos personales, mínimos, desde los cuales es posible tener una perspectiva mucho más flexible y lúdica de, lo que se nos dice, es el Pasado.

Un poco siguiendo esta premisa, una televisora inglesa comisionó este proyecto que muestra a personajes emblemáticos de la Historia de Inglaterra pero imaginados para las condiciones actuales, pensando qué sería de William Shakespeare si su éxito teatral se hubiera dado en estas décadas, o si María Antonieta o Isabel I pertenecieran al jet set de la anquilosada nobleza contemporánea.

El resultado de alguna manera también nos invita a reflexionar sobre el lugar que en nuestra época ocupa el éxito, o los estratos sociales que asociamos con estos. Enrique VIII, por ejemplo, no es rey, pero sí un fresco empresario. 

[Telegraph]

El screen test que le hizo Andy Warhol a Bob Dylan

Arte

Por: pijamasurf - 05/06/2013

Entre 1964 y 1966 Andy Warhol y su asistente Gerard Malanga hicieron 472 retratos cortos de diferentes personas, algunas famosas y otras extrañas, que visitaban la "Factory" en Nueva York. Uno de ellos fue Bob Dylan.

Según Malanga la idea de llamar estos retratos "Screen Tests"  (pruebas de cámara) era una broma, ya que no se trataban de castings para alguna película sino que eran "una parodia de Hollywood".

Dylan parece haber sentido esta parodia y se muestra irritado ante la cámara, sin parpadear. Según se dice de este encuentro Dylan obtuvo una pintura de Elvis Presley de Warhol, la cual no le era especialmente agradable y luego la cambió a su manager por un sofá. Esto fue lo más destacado de un encuentro entre grande egos que no llegaron a tener un verdadero intercambio creativo --aunque Warhol, en sus retratos, decía capturar el alma de las personas con su Bolex.