*

X

Las 20 celebridades más odiadas del año según la revista Star

Por: pijamasurf - 04/23/2013

El star system no es sólo una máquina de afectos positivos --gran parte del escrutinio e interés por la vida de las celebridades consiste en tener razones para odiarlos.

star

La semana pasada la revista Star publicó su lista anual de celebridades más odiadas, revelando por qué sus lectores aman odiar a Gwyneth Paltrow, Chris Brown o Anne Hathaway. El odio a las celebridades es casi un deporte y una religión en Internet tanto como en los programas de espectáculos, ¿pero en que se basa este odio? Según la revista Star depende de tres factores que sirven a su vez para agrupar a las celebridades en tres categorías:

Se esfuerzan demasiado

Aquí se refleja la aversión a la falta de autenticidad percibida en el desenvolvimiento público de las figuras de Hollywood. Conductas demasiado calculadas, poco espontáneas y "acartonadas" entran en este punto, como el acento falso de Madonna, o los consejos de Gwyneth Paltrow para comer, dormir y defecar. En esta categoría se incluyen también a Ashton Kutcher por fingir un conocimiento tecnológico que no tiene sólo por sus miles de seguidores en Twitter y a Justin Bieber, quien además trata de rapear.

No se esfuerzan lo suficiente

La categoría de las estrellas sobrevaloradas está encabezada por Kristen Stewart, quien posee el rango emocional de la mayonesa en todos sus papeles, además de Lindsay Lohan, quien pasó de ser una tierna chica Disney a meterse en problemas con la ley. Para sorpresa de pocos, Bieber aparece nuevamente debido a que se le percibe como alguien que se esfuerza demasiado por figurar en el ojo público, a la vez que su éxito mundial parece desproporcionado con respecto al producto musical que ofrece y a su calculada imagen, por lo que irónicamente parece que no se esfuerza lo suficiente.

Crímenes contra otras celebridades

Angelina Jolie robándole el esposo a Jennifer Aniston, Kirsten Stewart siéndole infiel a Robert Pattinson, Jay Leno apuñalando por la espalda a Conan O'Brien, Taylor Swift y sus desencuentros amorosos con John Mayer forman una categoría que los fanáticos del star system consideran la más odiosa de todas, pues revela una personalidad egoísta y desconsiderada para los demás. 

La celebridad que está en el centro de la tormenta y que aparece dentro de las tres categorías es el rapero Chris Brown, quien se hiciera notorio no tanto por sus talentos ("no se esfuerza suficiente"), sino por atacar a su ex pareja, la cantante Rihanna ("crímenes contra otras celebridades") y por tratar de arreglar su situación con ella via Twitter ("se esfuerza demasiado"). Brown sería, pues, la celebridad estructuralmente más odiable del momento.

La lista completa de celebridades más odiadas de la revista Star es:

1. Gwyneth Paltrow
2. Kristen Stewart
3. Jennifer Lopez
4. John Mayer
5. Katherine Heigl
6. Matt Lauer
7. Madonna
8. Justin Bieber
9. Anne Hathaway
10. Kris Jenner
11. Kim Kardashian
12. LeAnn Rimes
13. Ashton Kutcher
14. Jay Leno
15. Angelina Jolie
16. Lindsay Lohan
17. Shia LaBeouf
18. Taylor Swift
19. Jesse James
20. Chris Brown

[NY Mag]

Orgasmos nasales: los estornudos y lo que dicen de nuestra personalidad

Por: pijamasurf - 04/23/2013

El estornudo, al igual que la voz y el orgasmo, expresa nuestra personalidad y aporta valiosa información para los demás.

estornudo1

En la creencia de que toda actividad del cuerpo puede servir para darnos información indirecta sobre nosotros mismos, el doctor Alan Hirsch, neurólogo y psiquiatra, explicó que "los estornudos son como la risa. Algunas son ruidosas y otras son suaves. Algo similar ocurre con el estornudo. Siempre será más o menos el mismo a partir de la juventud en cuanto a sonido."

Y es que estornudar como un soplido ligero o como una explosión atómica tiene consecuencias sutiles pero perceptibles en la idea que los demás tienen sobre nosotros. "Yo tengo el mundialmente famoso estornudo de gatito", dice Susan Frykholm de 31 años, una vendedora de Chicago. "No estoy tratando de ser linda, pero usualmente la gente comienza a reír por lo 'preciosos' que son."

Esto ocurre con muchas expresiones del cuerpo, y como el hipo, el estornudo "se trata de una cosa psicológica", dice con elocuencia el doctor Hirsch, pues "representan la personalidad inmanente o la estructura del caracter." Puede ser por eso que los estornudos de algunas personas suenen como groserías o amenazas (especialmente cuando vienen en sonoras cadenas de tres o más), mientras que la gente tímida trata de hacer el menor ruido posible al estornudar.

"El estornudo es un fenómeno involuntario, parte de los mecanismos de defensa del cuerpo, una forma de limpiar bacterias y otros agentes nocivos", según el doctor Gordon Siegel. "Dicho eso, puedes controlar hasta cierto punto la manera en que sale. Existe un control parcial sobre el producto final."

Variables físicas como la estructura de los huesos de la nariz o nuestro rostro contribuyen en menor grado a determinar el estilo de estornudo que tenemos, al igual que ocurre con nuestra voz y sus modulaciones según el aparato fonador, aunque la personalidad sea más fácil de interpretar, en cierta medida, debido al timbre. Pero el doctor Hirsch hace una comparación aún más interesante.

"Cuando pensamos en el estornudo [vemos que] tiene una cualidad casi orgásmica. Al entregarte a él, esperas los placeres positivos de un orgasmo nasal. Así que si alguien se reprime más en el sexo, podrían no dejarlo [al estornudo] salir. Pero si están orientados por el hedonismo y les gusta el placer, podrían querer estornudar más ruidosa y fuertemente."

Sólo podríamos agregar que, forzando un poco la metáfora, todos los adjetivos asociados al orgasmo podrían utilizarse igualmente para describir la gama posible de estornudos: silenciosos, introvertidos, explosivos, largos, tardados y potentes, rápidos y pasajeros. Pero a diferencia de los orgasmos, ¿quién podría fingir convincentemente un estornudo?

Salud.

[NBC]