*

X

Rusos beberán 1.5 mil millones de litros de alcohol en las fiestas de Año Nuevo

Buena Vida

Por: pijamasurf - 12/28/2012

De acuerdo con autoridades del país, este año en Rusia se beberán hasta 1.5 mil millones de litros de alcohol durante los diez días que duran las festividades por el año que termina y el que comienza; si todas las botellas se alinearan en el ecuador, darían 17 vueltas a la Tierra.

En una estadística que quizá confirma o refuerza uno de los estereotipos más divulgados del pueblo ruso, su increíble capacidad para consumir alcohol, una dependencia gubernamental del país dio a conocer algunos de los hábitos que la población en Rusia seguirá durante estas fiestas por el año 2013 que comienza, especialmente en lo que respecta a la ingesta de las llamadas bebidas embriagantes.

De acuerdo con Vadim Drobiz, director del Centro para el Comercio Federal y Regional de Alcohol, durante los siguientes diez días de festividades los rusos beberán en conjunto hasta 1.5 mil millones de litros de alcohol; dicho de otra manera: si todas las botellas que se compran y se consumen durante estas fechas se alinearan en el ecuador, le darían 17 vueltas a la circunferencia de la Tierra.

Curiosamente, el cliché no se completa del todo, pues en años recientes el vodka ha dejado de ser la bebida predilecta de los rusos, especialmente por los tiempos de crisis que han enfrentado.

“Una parte considerable de la población es incapaz de acercarse a una vida hermosa, por ejemplo, adquiriendo un auto bueno y costoso, un apartamento y más. Pero a veces comprar una botella de whisky por 500 rublos [aproximadamente 15 dólares] hace sentir a las personas más cerca de la élite. Eso es típico de los rusos”, explicó Drobiz.

Según estadísticas del mismo Centro, de enero a noviembre de 2012 los rusos bebieron 32% más alcohol que en el mismo periodo del año anterior.

También en Pijama Surf: 10 curas para la resaca de 10 países distintos en artísticas ilustraciones (IMÁGENES).

[RT]

Tomados de la mano hasta el fin del mundo: emotiva celebración fotográfica del amor

Buena Vida

Por: pijamasurf - 12/28/2012

When we are in love, we love the grass,
And the barns, and the lightpoles,
And the small mainstreets abandoned all night.

[Enamorados, nos enamora el pasto,
y los graneros, y los postes de luz,
las carreteras toda la noche abandonadas.

 (traducción de Aurelio Asiain)]

Robert Bly, Love Poem

Probablemente pocos gestos tan amorosos como ese de tomar de la mano a una persona a quien sostenemos y asimos, a quien nos atamos de esa manera y, probablemente, quisiéramos no soltar ni ser soltados. Desde la madre que toma la mano del hijo hasta el hijo que, quizá, toma la del padre enfermo, la de los hermanos que se acompañan en la infancia y los novios que pasean, los amigos en los juegos de la niñez y los descubrimientos dela juventud, la del anónimo que ayuda a alguien en la calle, llevar a otro de la mano es un símbolo de empatía y afecto sumamente elocuente y ante el cual el lenguaje se rinde a la soberanía de la expresión corporal.

Sirviéndose de este simbolismo, el fotógrafo de origen ruso Murad Osmann ha realizado una serie sumamente emotiva en la que el motivo retratado es elegantemente simple: una mujer de espaldas, llevando de la mano a un hombre, a quien conduce a través de distintos escenarios.

Los fotografiados son el propio Osmann y su novia, Nataly, quienes han recorrido diversos países del mundo elaborando paralelamente esta constancia sentimental de su travesía.

Se trata de una serie en la que el exotismo se combina con el sentimentalismo de las emociones humanas, acaso también de ese elemento de idealización necesario en las relaciones humanas, especialmente las amorosas, que nos hace creer ferviente e incontrovertiblemente que, en efecto, la otra persona se encuentra ahí, a nuestro lado, unida a nosotros, vínculo tanto o más real como la mano que sostenemos entre la nuestra.

[Daily Mail]