*

X

¿El fin del mundo es eterno o incierto? Mayas marcaron el fin del 13 Baktún para el 23 de diciembre de 2012

Arte

Por: pijamasurf - 12/21/2012

Asegura especialista en la cultura maya antigua que el fin del 13 Baktún —periodo de 144 mil días en el calendario maya antiguo— en realidad está fechado para el 23 de diciembre de 2012, no el 21, día este que se eligió más bien por fines comerciales.

 

El 21 de diciembre llegó y, para sorpresa o confirmación de muchos, el mundo continúa como si nada. Las interpretaciones, erróneas, de que la civilización maya había pronosticado una fecha de catástrofes y destrucción, cayeron por su propio sinsentido, aunque, como regularmente sucede con este tipo de conocimiento remoto, parece haber resquicios donde pueden colarse interpretaciones que disculpen el equívoco.

"No hay indicación de ningún fenómeno apocalíptico. Los mayas con estas interpretaciones se hubieran muerto de la risa o se hubieran indignado, ya que su calendario era de larga duración, de largo aliento, y no termina”, declaró en entrevista Guillermo Bernal, investigador de la Universidad Nacional de México especializado en la cultura maya.

Según el académico, el fin de un baktún —el periodo del calendario que comprende 144 mil días— significa solo el cambio de un ciclo, y además, como si esto no fuera suficiente, la verdadera fecha en que los antiguos mayas señalaron el último día del 13 Baktún fue el 23 de diciembre, no el 21.

Al parecer el error se debe a una correspondencia que los investigadores Joseph Goodman, Juan Martínez Hernández y Eric Sidney Thomson intentaron hacer del calendario maya con el gregoriano. “En esas correlaciones hicieron un cambio de dos días”, declaró Bernal, quien además hace notar que, en el ámbito académico, el 23 de diciembre es la fecha que se maneja como término del baktún, no el 21, que al parecer fue elegida más por fines comerciales (y por la facilidad de identificarla con el solsticio de invierno).

[CNN]

Te podría interesar:

Beyond Dirt: un proyecto de cine documental, minería y alquimia

Arte

Por: pijamasurf - 12/21/2012

La película Beyond Dirt del escritor Jason Horsley y el buscador de oro Indian Joe plantea un memorable viaje paralelo entre la búsuqeda de oro material y la búsuqeda de oro espiritual

La conexión entre buscar oro en la tierra y buscar la iluminación es el motivo de un proyecto documental que examinará el encuentro o hasta colisión del mundo material y el mundo espiritual, en esta relación complementaria que  expresa el adagio hermeético "como arriba, es abajo" (y que puede también extrapolarse : como adentro, es afuera).

Beyond Dirt reúne al escritor y colaborador de Pijama Surf, Jason Horsley (Aeolus Kephas) y a viejo buscador de oro Indian Joe, trazando su historia en paralelo, la búsuqeda de oro que se convierte en una búsqueda espiritual (the Quest for Go(1)d), con una impredecible narrativa.

"La idea de Beyond Dirt es sencilla: para encontrar oro, debes de ver ir más allá de solo la tierra. Para el buscador amateur, todo lo que hay es tierra, porque hasta el oro parece tierra sin los ojos para ver. El truco para encontrar oro es mantener tu atención en el oro aunque no lo puedas ver. Desarrollar los ojos (la sabiduría) para discernir el oro de la tierra es lo que se trata la búsqueda.

"La búsqueda espiritual es muy similar. En lugar de oro, tenemos a Dios o a la iluminación. En lugar de la tierra, tenemos "el mundo". La iluminación significar moverse más allá del mundo, no trascendiéndolo, sino llegando hasta el núcleo, el corazón nuclear del oro derretido que es el centro espiritual vivo de la existencia. Sólo yendo hasta el fondo de la sangre y la suciedad de nuestros seres corporal podemos minar el "átomo de dios" de nuestra herencia olvidada y hallar el antiguo oro de los antiguos".

Apoya la realización de esta película por entregas en la página de Indiegogo