*

X

Tal vez el anticristo ya está entre nosotros, pero ¿quién es?

Por: pijamasurf - 11/23/2012

Pijama Surf lanzó una encuesta para conocer al potencial Anticristo y los tuiteros respondieron... ¿Quieres conocer los resultados?

Originada en el catolicismo, pero desdoblada en la cultura del apocalpsis pop, la icónica figura del Anticristo representa al ser potencialmente más malevolo, cuyo fin es torturar a la humanidad. El anti-mesías mencionado en la Exégesis del Segundo Templo, un antiguo texto judaíco, llegará para ubicarse entre nosotros y fungirá como un pulso de terror, sufrimiento, y oblivion. Como suele suceder con este tipo de narrativas, existen múltiples especulaciones e hipótesis a su alrededor, muchas de las cuales apuntan a que el Anticristo podría ya estar bien operando entre nosotros.    

Intrigados por esta posibilidad, recientemente lanzamos una relampagueante encuesta vía Twitter para tratar de desenmascarar la probable identidad de este oscuro personaje. Entre los candidatos que nosotros propusimos como potenciales anticristos estaban desde Ricardo Arjona, Bono, y Hulk Hogan, hasta Hillary Clinton, Paulina Rubio, Don Francisco, y Oprah. 

Para nuestra sorpresa, nuestros seguidores de Twitter ubicaron en primer lugar a un personaje que no habíamos considerado: Chabelo (conductor vintage de la televisión mexicana). En segundo lugar apareció el cantautor guatemalteco, Ricardo Arjona, seguido por Don Francisco, Bono y Paulo Cohelo. Mención especial recibieron Angelina Jolie, Laura Bozzo, Messi, Tom Cruise, Cher y hasta Pijama Surf. 

Evidentemente está encuesta no esta diseñada para garantizar que Chabelo, Arjona o Don Francisco, puedan haber prestado sus cuerpos y almas al Anticristo para materializarse, sin embargo, parece indudable que son serios candidatos al título... y para ti ¿quién es el Anticristo? 

Te podría interesar:

¿Cuál es el espacio mas capitalista del mundo?

Por: pijamasurf - 11/23/2012

El capitalismo ha encontrado en la falta de regulación de los Oceanos un oásis para ejercer sus prácticas más viles.

La percepción frente al capitalismo, sistema financiero que ha regido al planeta por mas de un siglo, parece estar perdiendo cada vez más adeptos. Los vicios implícitos en el diseño de este modelo se manifiestan de forma cada vez mas tangible, sectores sociales castigados, valores y principios diluidos, existencias confundidas entre el consumo y la simulación. Y tal vez a partir de esta reflexión es que Pablo Prieto, columnista de la versión en español del Huffington Post, decidió compartir un interesante ejercicio: ubicar el lugar más capitalista del planeta.

Contrario a lo que podríamos pensar, este poco deseable destino no se encuentra ni en Wall Street ni en la gélida eficiencia de los bancos suizos. Tampoco está en la City londinense o en los pantanos fiscales de la Bahamas, no, en realidad este sitio es mucho más vasto de lo que podrías imaginar: el océano. Este presumiblemente neutral espacio en realidad alberga decenas de entornos (barcos pesqueros) en donde los aspectos más viles del capitalismo florecen como anti-lotos.

La falta de regulación internacional en los mares no solo garantiza que sus habitantes estarán expuestos a los más crudos vicios de la filosofía del capital, sino que ni siquiera tendrán acceso a la virtual protección que el mismo sistema presta para matizar las consecuencias negativas del modelo que ejerce. De acuerdo con Prieto, hay elementos concretos que soportan su hipótesis de que en los barcos pesqueros es donde el capitalismo alcanza su máximo clímax:

Condiciones laborales: la ansiedad por producir mas a menor precio, propia de este sistema financiero, encuentra un cause ideal en la ausencia de normatividad laboral que se vive en los pesqueros. Para el dueño de un barco es fácil instaurar jornadas de más de cien horas semanales sin que exista autoridad alguna a la cual rendir cuentas. Por otro lado tenemos el fenómeno de la exteriorización de empleos, es decir la contratación irregular de tripulaciones que provengan de los países más castigados del orbe, integradas por personas que seguramente poco exigirán en cuanto a un trato digno, un salario justo, o condiciones laborales decentes.

Medioambiente: otro de los aspectos que se han convertido en maximos embajadores del capitalismo, el cual se encuentra en sintonía con el afán de transformar lo que sea en una variable más de capital, a costa de cualquier cosa, es la destrucción sistemática del medio ambiente. "Por cada tonelada de pescado desembarcado se consumen 620 litros de combustible, y se emiten 1.700 kg de CO2" advierte Prieto de acuerdo con datos del Banco Mundial y la FAO. Además, no existe autoridad que controle con eficiencia fenómenos como la sobre-explotacion de recursos naturales o que pueda frenar aberrantes prácticas como la monumental cantidad de deshechos tóxico vertidas en las aguas, lo cual genera un impacto medioambiental a largo plazo que eventualmente se convertirá, sin duda, en una pesadillesca realidad compartida.  

En fin, más alla del nivel de empatía que nos pueda generar esta temática, lo cierto es que resulta interesante observar el andar del capitalismo sobre arenas poco reguladas, sobretodo por que representa una oportunidad para confirmar su esencia: una naturaleza destructiva y violenta que, motivada por una ambición descomunal, se dedica a arrasar con cualquier entorno que su camino cruza.