*

X

La fórmula perfecta: Charles Bukowski ilustrado por Robert Crumb

Arte

Por: pijamasurf - 10/09/2012

Si bien los trazos del ilustrador e historietista Robert Crumb son inconfundibles y notablemente de calidad, unir ese talento con las imágenes poéticas y sórdidas del escritor norteamericano Charles Bukowski, resulta una grata fusión. Para ello, han sido dos libros los catalizadores que han permitido a Crumb plasmar su talento artístico: Bring me your love y There’s no business. En ellos, ambos artistas conjugan los temas recurrentes de Bukowski —sexo, drogas, la monotonía de la vida— con las geniales ilustraciones de Crumb. La única pregunta que surge al respecto es: ¿por qué no había sucedido esto antes? El llamado género Underground le permitió al ilustrador estadounidense llegar a un público que en el siglo XX era ajeno a la historieta: el adulto. A partir de entonces, Crumb adoptaría al sexo y a la política como temas recurrentes en su obra.

Mo Yan, escritor chino, reconocido con el Premio Nobel de Literatura 2012

Arte

Por: pijamasurf - 10/09/2012

La Academia Sueca vuelve a sorprender al conceder al escritor chino Mo Yan el Premio Nobel de Literatura de este 2012.

El escritor Mo Yan fue reconocido con el Premio Nobel de Literatura de este 2012 “por su realismo alucinatorio, que une el cuento, la historia y lo contemporáneo”, de acuerdo con la apretada síntesis en la que, tradicionalmente, la Academia Sueca justifica su veredicto.

Mo Yan, nacido en 1955 en Gaomi, una modesta población localizada en la provincia de Shandong, al este de China, no es del todo desconocido para el mundo, pues además de que una novela suya, Sorgo rojo, fue adaptada al cine por Zhang Yimou (1987), con relativo éxito, La vida y la muerte me están desgastando (Kailas) también encontró una buena recepción entre los lectores de habla hispana.

Cabe hacer notar que Mo Yan es un pseudónimo, dos palabras chinas que signifcan “No hables” , lo cual anuncia ya la voluntad subversiva del hombre que, traducida en estilo literario, se expresa sobre todo en la sátira y el humor que muchos califican de corrosivo. De hecho por estas cualidades es más o menos común encontrar que a Yan se le compara con Kafka, un Kafka elevado a la potencia grotesca.

El Premio Nobel de Literatura es sin duda uno de los más publicitados, importante a nivel internacional por esta misma razón, pero también polémico y aun criticado. En años recientes se ha cuestionado la amplitud de horizontes de los académicos suecos que eligen al galardonado (¿cuánto leerán para llegar a esta decisión? ¿en qué idiomas? ¿con qué criterios? ¿con qué consejos?), así como la siempre sospechada incidencia geopolítica del galardón: se dice, más como una suposición que como una certeza comprobable, que el Nobel de Literatura, junto con el de la Paz, sirve para reforzar tendencias políticas, para apoyar ideologías y, en general, para tomar bando en el complejo mapa del poder en el que un elemento tan público como este cobra importancia.

Sea como fuere, es innegable que el Nobel sirve también, en no pocas ocasiones, para encontrar nuevos escritores: una vitrina para conocer una parcela de la literatura que antes no figuraba en nuestro itinerario personal de lecturas. Y, con toda probabilidad, este será el caso del chino Mo Yan.

El diario ABC de España ofrece en su hemeroteca en línea una entrevista de 2008 con el escritor.

Con información de El País.