*

X

Síndrome de Jerusalén: cómo psicoanalizar a un mesías

Por: pijamasurf - 06/05/2012

Creerse "el elegido", actuar como un mesías, creer que Dios comunicó una misión directamente, son algunos de los comportamientos que experimentan quienes desarrollan el llamado Síndrome de Jerusalén, el cual, en ocasiones, se trata únicamente cambiando la rutina de la persona.

La influencia que ejerce la cultura judeocristiana sobre casi cualquier persona en el mundo occidental, incluso sin ser creyente, es notable. George Steiner, hablando de las ideas en las que se cimenta Europa, no duda en equiparar la importancia de Grecia con la de Israel, el venerado pensamiento griego con la a veces olvidada herencia hebraica. Esta, podría pensarse, es mucho más sutil, mucho más internalizada. Tanto, que puede generar un trastorno psicológico conocido como Síndrome de Jerusalén.

Este desorden se caracteriza porque la persona que lo desarrolla se cree súbitamente “el elegido”, un mesías destinado para cumplir una misión redentora. En ocasiones se creen vicarios del Cristo, en otras se creen el Cristo mismo, siempre están convencidos de que Dios mismo les comunicó sus deseos y mandatos.

Los comportamientos que se emprenden a partir de esto pueden ser diversos, desde pararse en una esquina para comenzar a predicar, hasta pasar mucho tiempo orando sin descanso, no bañarse en muchos días o ayunar por periodos prolongados. Las cosas se empiezan a complicar, sin embargo, cuando la misma voz que le confesó ser “el elegido”, impulsa a esta persona a realizar actos que pueden resultar destructivos, que causan sufrimiento a sí mismos y a otros.

El tratamiento que estas personas reciben igualmente es variado: antipsicóticos, tranquilizantes, intentos inútiles de convencerlos de lo contrario a lo que creen con toda su voluntad. En algunos casos basta un mes de tratamiento en un hospital especializado para devolver al paciente a la normalidad mental, en otros una semana es más que suficiente. Se ha documentado que ciertas personas solo requieren volver con sus familias y el trato cotidiano con personas que conocen para sacarlos de su delirio.

Curiosamente en este desorden influye mucho el tipo de espacios donde se mueve el individuo. No por casualidad el trastorno lleva el nombre de una de las capitales religiosas más importantes del mundo: cuando una persona está rodeada de toda una matriz arquitectónica y anímica que remite a cierto misticismo espiritual, la probabilidad de que se transforme la manera en que percibe su realidad, es mayor.

[io9]

Te podría interesar:

¿El Pentágono se está preparando para una invasión alienígena?

Por: pijamasurf - 06/05/2012

La desaforada imaginación armamentista del Pentágono hace pensar si acaso todos esos desarrollos tecnológicos de la industria bélica que se planean a través de la DARPA son la antesala de una invasión alienígena.

En la historia de la humanidad ha sido común que la guerra sea uno de los principales impulsores de tecnología, un factor que propicia el desarrollo de dispositivos, medios y otros artificios afines que, después, en etapas que podríamos llamar pacíficas, se insertan en la vida común para facilitar tareas cotidianas.

Recientemente esta tendencia ha adquirido, sin embargo, un matiz particularmente interesante al interior del Pentágono, cuya conocida Agencia de Proyectos de investigación en Defensa Avanzada, la DARPA, prepara armas e instrumentos bélicos que sobrepasan casi cualquier imaginación y nos hacen preguntarnos si el gobierno estadounidense, emulando la cuantiosa producción fílmica que hay al respecto, se está preparando para resistir una posible invasión alienígena. Aquí unos ejemplos.

 

  • Falcon HTV-2, una aeronave hipersónica

Con una velocidad récord de 20 Mach (algo como 21 mil km/h), el Falcon HTV-2 está diseñado como un vehículo de datos que recoge información con sus numerosos sensores. Por ahora el prototipo todavía es muy inestable, pues en el ensayo más reciente, en agosto pasado, los militares que lo probaban perdieron el contacto con la aeronave luego de 36 minutos de vuelo (tiempo suficiente para realizar 3 veces el trayecto de Los Ángeles a Nueva York).

 

  • Control de rayo aero-óptico aero-adaptativo

Con este dispositivo la precisión de las armas láser que ya poseen ciertas aeronaves estadounidenses aumentaría a un nivel hasta ahora desconocido.

 

  • Helicóptero discrotor

Superando las limitaciones propias de los helicópteros, el discrotor es capaz de emprender el vuelo tanto vertical como horizontalmente, además de que puede iniciar una modalidad de vuelo veloz retrayendo sus hélices y desplegando un par de alas.

 

  • Bala de alta precisión

Uno de los proyectos más ambiciosos de la DARPA es este tipo de munición que sería la primera guiada por control remoto, capaz incluso de modificar la trayectoria con que salió disparada. Esta bala haría inútiles a los francotiradores.

 

  • Crosshairs

Este vehículo es capaz de localizar todo tipo de tiradores, balas, granadas, misiles anti-tanques y morteros de fuego directo que se encuentren en los alrededores, dotado como está de cámaras visuales e infrarrojas.

 

  • Armadura adaptativa

La armadura adaptativa consiste en láminas hexagonales que pueden cambiar su temperatura, con lo cual el vehículo cubierto con ella puede hacerse invisible para termodispositivos de detección.

 

  • Sistema infrarrojo con base en el espacio exterior

Una triangulación entre dos sedes terrestres y una serie de satélites espaciales generará el mayor sistema infrarrojo del mundo, capaz de detectar lanzamientos de misiles y explosiones nucleares que ocurran en cualquier punto de la Tierra.

[Foreign Policy]