Fenómeno Eureka: ¿Por qué la respuesta a un problema llega cuando ya no la buscamos?

Salud

Por: pijamasurf - 05/28/2012 A LAS 10:38:20

Estudio científico sugiere que la creatividad puede fomentarse con actividades que permitan a la mente deambular con libertad, lo cual ayudaría a entender por qué a veces la solución a un problema llega cuando hemos dejado de buscarla.

En la historia de la ciencia y aun en nuestra historias personales, no son pocos los momentos en que alguien encuentra la solución a un problema cuando ha dejado de empeñarse en buscarla, cuando, cansado de darle vueltas al asunto infructuosamente, decide tomar un baño o salir a caminar o realizar cualquier otra actividad que lo mantenga lejos del objeto de sus desvelos. Así Arquímedes, así Newton, así Einstein. Y curiosamente, fue en ese momento de distracción cuando cada uno de estos supo mirar la pieza que faltaba en el rompecabezas.

Las causas de este fenómeno todavía son desconocidas, sin embargo, un equipo de investigación dirigido por Benjamin Baird y Jonathan Schooler, psicólogos de la Universidad de California en Santa Bárbara, sugiere que este es un asunto más de creatividad que de inspiración, la cual parece fomentarse cuando la mente se ve involucrada en tareas que le permite vagar con libertad.

En el estudio los psicólogos pidieron a 145 estudiantes universitarios que, en 2 minutos, enlistaran todos los usos posibles para objetos de uso cotidiano como mondadientes, ganchos para colgar la ropa y ladrillos. Después el grupo fue dividido en 4, cada uno de los cuales realizó una actividad distinta durante 12 minutos: algunos descansaron, otros se vieron envueltos en un difícil ejercicio de memorización, otros más en una actividad de reacción inmediata y poco demandante que fomenta el vagabundeo de la mente y, por último, un cuarto grupo simplemente no tuvo descanso.

Después de esto, todos los voluntarios debieron completar ejercicios similares a aquel con que inició la prueba.

De acuerdo con los investigadores, aquellos estudiantes que realizaron la actividad poco demandante pudieron repetir el ejercicio inicial un 41% mejor que el resto, quienes no mostraron ninguna mejora.

Por otra parte Baird asegura que estos resultados son válidos solo para aquellas situaciones en que la mente se ha afanado antes con un problema en específico, pero al parecer no puede concluirse que el vagabundeo mental incremente de por sí la habilidad creativa para resolver problemas.

[Nature]

Conecta con Pijamasurf