*

X

Mujeres al final de su ciclo menstrual detectan serpientes con mayor facilidad

Salud

Por: pijamasurf - 03/14/2012

Investigador japonés descubre que mujeres en la llamada etapa lútea de su ciclo menstrual son más hábiles para detectar serpientes que en otro momento, esto quizá por un instinto innato de proteger a un posible feto.

De acuerdo con una investigación llevada a cabo por Nobuo Masataka, adscrito a la Universidad de Kyoto, las mujeres que han terminado de ovular son mejores para detectar serpientes que cuando se encuentran en otro momento de su ciclo.

Masataka examinó a 60 mujeres en condiciones de salud óptimas y en edad fértil durante tres momentos distintos de su ciclo menstrual, al tiempo que les mostraba nueve imágenes diferentes, ocho donde aparecían flores retratadas y una más donde junto con las flores se encontraba una serpiente.

El investigador midió cuán rápido detectaban las mujeres la serpiente escondida y, según sus resultados, las más rápidas fueron aquellas que se encontraban en la llamada fase lútea de su ciclo, esto es, el estado que sigue inmediatamente a la ovulación.

Y aunque a primera vista parecería que este es un buen ejemplo de estudios científicos ligeramente triviales, el realizado por Masataka sugiere que esta reacción obedece a un tipo de “reflejo ante el miedo”, una respuesta innata a posibles amenazas inducida, en las mujeres, por los niveles de hormonas presentados ante un embarazo hipotético y el consecuente impulso de proteger al feto.

¿Acaso una fuente fisiológica para los muchos motivos del folclor universal que asocian mujeres con serpientes?

[health24]

Te podría interesar:

Adolescente muere a los 13 años pero dona sus órganos y salva 8 vidas

Salud

Por: pijamasurf - 03/14/2012

La lamentable muerte de una adolescente de 13 años en Inglaterra fue sin embargo motivo de alegría para 8 personas, luego de que la joven decidiera donar sus órganos vitales.

En una situación sumamente contrastante y elocuente de los opuestos que rigen esta vida y la mantienen en movimiento, Jemima Layzell, una joven de apenas 13 años, falleció en Somerset, Inglaterra, luego de sufrir la ruptura de un aneurisma en su cabeza.

El hecho, sin duda lamentable, fue sin embargo motivo de alegría para 8 personas que, a petición expresa de Jemima, recibieron sendas donaciones de órganos vitales que representan para ellos una segunda oportunidad de vida.

El corazón de Jemima lo recibió un niño de 5 años, sus pulmones un joven de 14, su hígados dos niños (uno de 10 meses y otro de 5 años). Dos personas más recibieron cada una un riñón, un hombre su páncreas y, finalmente, su intestino otro infante, este de 3 años. Igualmente parte de su tejido ocular sirvió para que dos personas más recuperaran la vista.

De acuerdo con su familia, la muchacha aspiraba a convertirse en escritora y, además de este legado más que encomiable, dejó varios poemas, canciones y narraciones de su autoría.

[Telegraph]