*

X

Científicos japoneses desarrollan “pistola interrumpe-discursos" para silenciar a las personas molestas

Ciencia

Por: pijamasurf - 03/14/2012

Investigadores japoneses desarrollan una práctica “pistola interrumpe-discursos” que, al dirigirse contra alguien que habla, provoca un efecto perturbador que solo cesa al callarse; sus usos parecen respetuosamente ilimitados.

Conferencias interminables, clases aburridas, discursos burocráticos que saltan de cliché en cliché y de lugar común en lugar común, interrupciones sosas en momentos y lugares donde el silencio es imprescindible, cotilleo molesto que rompe con la concentración de alguien que lo requiere, son solo algunos de los escenarios en que el invento de Kazutaka Kurihara y Koji Tsukada será sumamente útil.

Se trata de una “pistola interrumpe-discursos”, un dispositivo que cuando se apunta hacia una persona que está hablando graba sus propias palabras y las lanza de vuelta con un retraso de 0.2 segundos, lo cual afecta los procesos cognitivos del cerebro y provoca que el hablante tartamudee antes de caer en el silencio total (esto porque el efecto perturbador de escuchar lo pronunciado apenas un momento antes se esfuma al callarse).

De acuerdo con los investigadores, el aparato funciona mejor en personas que leen en voz alta que en aquellas inmersas en un discurso espontáneo y es totalmente inútil con sonidos sin sentido y uniformes que se emiten sostenidamente (digamos, un "ah" prolongado).

 

Y aunque ya muchos pensamos en usos políticamente incorrectos para esta pistola, la intención original de sus inventores se limita a espacios como las bibliotecas públicas o contextos en que una persona impide hablar a otra. Aunque algunos también podríamos cometer una especie de suicidio verbal dirigiéndola contra nosotros mismos.

[Gawker]

El color rosa no existe, es solo nuestro cerebro mezclando longitudes de onda

Ciencia

Por: pijamasurf - 03/14/2012

El color rosa no existe en la naturaleza y lo que llamamos así es solo un esfuerzo del cerebro por conjugar la longitud de onda del rojo y el violeta; otros discrepan y aseguran que el rosa es un color tan real o irreal como cualquier otro.

Aunque el color rosa es uno de los menos polémicos y hasta cierto punto preferidos por muchísimas personas, comúnmente asociado a la ternura, a veces a la femineidad y conceptos afines, desde una perspectiva científica y natural hay ciertos problemas para comprobar su existencia.

Tomando en cuenta que todos los colores son solo ondas de luz con frecuencias específicas, es curioso que no existe como tal una que corresponda al rosa o, dicho de otra manera, en la que se combinen el color rojo y el violeta, por lo cual el rosa es una invención, el nombre dado a algo que estrictamente no puede existir naturalmente, solo un esfuerzo de nuestro cerebro por mezclar las longitudes de onda del rojo y el violeta.

En este video se explica gráficamente el fenómeno:

 

Esta versión, sin embargo, ha sido debatida por Michael Moyer, colaborador de Scientific American, quien asegura que el color no es una propiedad de la luz ni de los objetos que la reflejan, sino una impresión nacida en el cerebro, por lo cual el rosa es un color tan real (o irreal) como cualquier otro.

Sea como fuere,  quizá algunos hagan suya una de las dos propuestas, tanto los rosafóbicos como los rosafílicos.

[TIME]