*

X

Diseño inteligente para conservar los alimentos frescos sin necesidad de refrigerador (FOTOS)

Buena Vida

Por: pijamasurf - 02/20/2012

La diseñadora coreana Jihyun Ryou presenta una serie de prácticos gadgets caseros para sustituir uno de los objetos más imprescindibles de la vida diaria pero menos amistosos con el medio ambiente: el refrigerador.

Con un diseño sumamente inteligente, la coreana Jihyun Ryou ideó una serie de accesorios sumamente atractivos para dejar de usar uno de los aparatos más necesarios en la vida diaria pero, paradójicamente, también uno de los que más contribuyen al deterioro ambiental: el refrigerador.

Si bien el también llamado frigorífico es casi la única manera práctica y eficiente para conservar nuestros insumos frescos, su continua actividad y gasto de energía lo convierten también en uno de los objetivos principales para quienes desarrollan alternativas ecológicas aplicables en la vida diaria.

Y este es el caso de Save Food from the Fridge, Salva a la comida del refri, una colección de Jihyun Ryou que si bien es cierto, por la perfección de sus formas, coquetea con lo artístico, no por ello los objetos que la componen son menos útiles, pues cumplen impecablemente con su función de conservar los alimentos en perfecto estado sin emplear ningún tipo de energía extra sino, admirablemente, aprovechando las mismas propiedades de los alimentos y las condiciones ambientales del entorno.

Debajo del tapón de corcho, un depósito de arroz para absorber la humedad que podría restar a las especies sus propiedades

 

Por medio de un embudo de vidrio se agrega agua a la arena para así garantizar la frescura de ciertos vegetales duros como las zanahorias

 

Al pie de esta repisa, una bandeja con agua sirve para humidificar los vegetales que necesitan esto para mantenerse en condiciones óptimas hasta que sean consumidos

 

En la parte baja, protegidas de la luz, las papas se conservan mejor; arriba, el espacio se aprovecha para colocar unas manzanas encima de los orificios de ventilación

 

Los huevos resisten la intemperie, pero para comprobar su estado, basta con arrojar alguno al fondo del recipiente con agua: el huevo apto para comerse se hundirá y el podrido flotará

 

Sin duda un ejemplo más que encomiable de lo que el diseño puede logar: simpleza tecnológica y claridad de objetivos aunados con un diseño notablemente inteligente.

[inhabitat]

38 años del Mensaje Arecibo, la secuencia binaria para establecer comunicación extraterrestre

Ciencia

Por: pijamasurf - 02/20/2012

En 1974 el astrónomo Frank Drake, célebre por idear una ecuación para calcular la posibilidad de existencia de civilizaciones extraterrestres, lanzó en colaboración con Carl Sagan un mensaje en código binario con datos básicos sobre la humanidad y sus logros.

(Clic en la imagen para verla en tamaño completo)

Hace 38 años los intentos por establecer contacto con algún tipo de civilización extraterrestre se cristalizaron en un objeto muy particular: el mensaje Arecibo, escrito en código binario y bautizado así en honor al observatorio homónimo que se encuentra en Puerto Rico, que cuenta hasta ahora con el radiotelescopio más poderoso del mundo.

En 1974 el astrónomo Frank Drake era famoso ya por haber ideado la llamada ecuación Drake, un método matemático para calcular el número de civilizaciones alienígenas en el universo que toma en cuenta factores como la formación de estrellas en la galaxia, el número de planetas en torno a determinada estrella, cuántos de estos permiten el desarrollo de vida y el número de civilizaciones que han desarrollado la tecnología necesaria para emitir señales de su existencia, entre otras circunstancias.

Entonces, quizá para probar en la práctica dicho desarrollo, en colaboración con Carl Sagan grabó un mensaje en una frecuencia de 2380 megahertz y una potencia de 1000 kilowatts, dirgido hacia el cúmulo globular M13 (un cúmulo globular es una reunión de estrellas que gira en torno al corazón de una galaxia como si se tratara de un satélite).

210 bytes de información codificados en una red de 1679 dígitos binarios; este número, por cierto, no es casual, sino que también forma parte del mensaje, pues se trata de un semiprimo, uno que es el resultado de la multiplicación de dos números primos: 23 y 73. Según esto, la civilización que recibiera el mensaje sabría por esto que solo habría dos formar de descifrar el mensaje.

En cuanto al contenido, se trata de un compendio básico sobre la humanidad y sus logros: de derecha a izquierda, los números del 1 al 10; la estructura de algunos átomos como el hidrógeno y el carbón; algunas moléculas; la estructura del ADN; el dibujo de un ser humano con descripción adjunta; datos básicos sobre el Sistema Solar y lo mismo del telescopio que transmitió la información.

Lo curioso, sin embargo, es que el punto de destino se encuentra a 25,00 años luz de distancia, por lo cual la posible respuesta al mensaje llegará en el año 51974.

Solo como dato adicional, unos años después Carl Sagan echó al espacio su propia iniciativa de comunicación, el llamado “Disco Dorado” de la sonda espacial Voyager, en donde se reprodujo, entre otras cosas, una grabación del pianista canadiense Glenn Gould interpretando a Bach.

 

[io9]