*

X

1,500 arquitectos e ingenieros evidencian que el WTC 7 colapsó por una demolición controlada el 11-S

Por: pijamasurf - 09/12/2011

Más de 1,500 arquitectos e ingenieros estadounidenses han montado un contundente caso que parece probar que el WTC 7 fue derribado por una demolición controlada el 11 de septiembre del 2001, lo cual contradice la versión oficial.

Muchas personas no saben que el 11 de septiembre del 2001, además de las dos Torres Gemelas del World Trade Center, también cayó un tercer edificio parte de este complejo, el WTC 7, horas después supuestamente debido al impacto de residuos de los otros edificios que habrían ocasionado un incendio, que de manera increíble hizo que se colapsara. Esta es la versión oficial.

Más de 1,500 arquitectos e ingenieros y arquitectos certificados, así como numerosas familias de la víctimas, se han unido por la verdad de los acontecimientos del 11 de septiembre, montando un sólido caso que corrobora la hipótesis de que este edificio se desplomó por una demolición controlada. Numerosos expertos han analizado la forma en la que sucumbió este edificio, argumentando de una manera contundente que el WTC 7 tuvo que haber sido demolido de manera controlada, lo que significa que esto fue planeado con anticipación.

Pese a que la evidencia de la Zona Cero fue destruida con premura, se han encontrado ahí restos de nanotermita, un poderoso explosivo, y de acero derretido, algo que solamente ocurre con una explosión y no con un mero incendio.

Las imágenes de la cobertura de ese día reiteradamente recuperan testimonios de periodistas y testigos que expresan la sensación de escuchar y ver una explosión, una demolición controlada.

El edificio WTC 7 albergaba solamente oficinas de agencias gubernamentales (entre ellas la CIA) e instituciones financieras. El dueño del edificio, Larry Silverstein, recibió 7 mil millones de dólares en compensaciones de seguros, una cifra suficientemente jugosa para mantenerlo contento por haber volado su edificio.

Gatos fluorescentes arrojan luz sobre el SIDA

Por: pijamasurf - 09/12/2011

Genes de medusa y genes de macaco insertados en gatos hacen que estos animales se vuelven resistentes a la versión felina del SIDA.

La reciente moda de crear animales genéticamente modificados que brillan en la oscuridad no solo es parte de un movimiento de hiperestética en las fronteras de la bioética, es una importante herramienta de investigación médica.

Científicos estadounidenses han desarrollado una cepa de gatos que color verde fluorescente con células que resisten la infección de un virus que provoca SIDA felino, un avance que podría ayudar a prevenir  esta enfermedad en los gatos e incluso posteriormente en los humanos.

Para el estudio se insertaron genes de macacos que bloquean el virus en los óvulos de una gata, antes de ser fertilizados. También se insertaron genes de medusa, como suele hacerse en estos casos, que hacen que las células brillen con un color verde ominoso, lo cual permite ubicar fácilmente los genes alterados.

Pruebas en estos felinos fluorescentes muestran que son resistentes al virus de inmunodeficiencia felina, el cual causa el SIDA en los gatos.

Médicos de la Clínica Mayo en Minnesota señalaron que el estudio abre un nuevo sendero de investigación, dotando genes que protegen del SIDA a animales vulnerables. Los gatos, los chimpancés y los humanos son los animales que, según se sabe hasta ahora, desarrollan naturalmente el virus que provoca el SIDA.

Además de proteger al 1% o quizás un poco más de los gatos del mundo que contraen esta enfermedad, el estudio arroja luz sobre la posibilidad de conferir resistencia al SIDA usando genes de otros animales en el ser humano, una dimensión prometedora, polémica y poco explorada.

[Global Post]