*

X
Las conexiones nueronales del cerebro animal y los filamentos que forman los cúmulos de galaxias tienen un asombroso parecido que nos hace pensar que el universo es un enorme cerebro diseñado para tomar consciencia de sí mismo y procesar información

Esta ilustrativa comparación entre la conectividad neuronal de un ratón y un cúmulo de galaxias, nos hace ahondar en la profunda intuición de que existe una correspondencia formal entre todas las cosas del universo, una fractalidad cósmica, que hace honor a la máxima hermética: "como es arriba, es abajo". También nos  hace explorar la posibildiad, por el mero encanto de las formas y la sublimación de los espejos, de que el universo en sí mismo sea un ser consciente y que su marcoestructura sea similar a la microestructura de un cerebro (diseñado para procesar información). Quizás el princicpio fundamental del universo, antes que la energía o la materia, es la información, y esta misma información se manifiesta, se representa de forma en la que pueda ser transmitida en todo el sistema de la forma más eficiente, posiblemente en todas partes al mismo tiempo, a la velocidad de la luz  (a la cual el tiempo deja de pasar).

Nuestras nueronas son estrellas; nuestra sinapsis es una galaxia; nuestro cerebro es el universo.

Sobre esta azogada (y mística) semejanza entre la red neuronal y la red galáctica, Jay Alfred escribió:

Las galaxias visibles en el universo no están aisladas ni desconectadas, sino están entretejidas por una estructura o red de filamentos que es la materia oscura que sirve como andamiaje del universo. Esta estructura en forma de red es una carcterística tanto de la materia oscura como del plasma magnético. La apariencia de esta red tiene un asombroso parecido con una disección del cerebro (ver imagen al principio de la entrada y hacer zoom).

Pero no sólo es la morfología (aspectos estructurales) de la estructura del universo a grandes escalas la que es similar al cerebro humano, sino también la fisiología (las funciones). Estos filamentos transportan corrientes de partículas cargadas (iones) a lo largo de grandes distancias que generan campos magnéticos, al igual que una fibra nerviosa. Y forman circuitos, al igual que los circuitos neuronales en el cerebro.

El alto grado de conectividad es lo que distingue al cerebro de una computadora ordinaria. La conectividad también es notable en la red cósmica. Las galaxias se forman cuando estos filamentos se cruzan entre sí. Un cúmulo (nexus) de filamentos provee la conectividad para transferir no sólo energía sino información de un núcleo galáctico a otro.

[Earth's Brain Akashic Records]

Twitter del autor: @alepholo

Proyecto Unificación Planetaria 2012: la cristalización del ensueño colectivo

Por: Aleister Cromby and Witch - 04/01/2011

Proyecto Unify Earth busca unir a 2 mil millones de personas en un evento de meditación colectiva el 21 de diciembre del 2012 con el fin de orquestar un cambio crítico en la conciencia de la humanidad

El tiempo parece ir cada vez más rápido, en una aceleración hacia un rendezvous cósmico. En un fractal de segundo cabe un siglo... Al acercarse la ominosa fecha de diciembre 21 del 2012 -esta pantalla temporal de proyección holográfica donde millones de personas lanzan sus sueños, deseos y miedos- empieza a surgir cada vez más la pregunta sobre qué hacer ese día (más allá de que la concepción de una transformación debería de ser la de un proceso continúo). Hay personas que planean resguardarse en un bunker, otras planean fumar DMT o tomar LSD (como Aldous Huxley al momento de su muerte) hay quienes juegan con la idea de estar haciendo el amor en la naturaleza en el momento del solsticio (habrá quienes organicen orgías galácticas y busquen sincronizar el orgasmo con el rayo  de Hunab Ku ¿a las 11:11?), muchas más seguramente buscarán ir a un centro maya como Palenque o Chichen-Itza (y vivirán la versión verbena popular new age de esta fecha entre miles de fans del 2012 vestidos de blanco esperando un misterioso no sé qué) para meditar sobre una pirámide y conectarse con el cosmonauta Pakal Votan (¿o el regreso de Queztalcoatl-Kukulkan?).

También, se empiezan a organizar proyectos colectivos para recibir y dirigir con una intención esta posibilidad de unificación planetaria. El proyecto Unify Earth, justamente busca unir a millones (tentativamente 2 mil millones de personas) para de forma sinrónica asistir a un evento de multimedia, seguido de meditación, oración y silencio durante esta mítica fecha.

"Vivimos en un periódo de levantamientos y cambios veloces. Es un tiempo predicho por antiguas tradiciones y culturas tribales como el fin de una era y un nuevo inicio. No destrucción, sino renacimiento: un nuevo comienzo.

"Inspirado por la fascinación popular con esta fecha, Unify Earth llevará a unirse al mundo para celebrar nuestra comunidad humana y nuestras más altas aspiraciones a través de un gran espectáculo, un climax de convergencia planetaria, un momento de concentración silenciosa y oración por paz y unidad".

El proyetco plantea la preguna "¿Puedes crear lo que puedes imaginar?", una interesante acepción de lo que comprende el fenómeno social del 2012. Más allá de lo esotérico y la posibilidad de que exista o no una influencia cósmica que lleve al mundo a una especie de crisálida colectiva, lo innegable y único de esta fecha es la posibilidad de unificar y proyectar la mente humana para cambiar y hasta crear la realidad (utilizar lo que William Blake llamaba la divina imaginación, acaso la chispa divina en el hombre). Más allá de ciertas diferencias con la obra de José Argüelles, me parece que su lectura de este fenómeno como el "Dreamspell", el Encantamiento del Sueño, es la más precisa y estimulante para acercarnos al 2012. Sin poder definir del todo si se trata de conspiración para hacernos creer en el Apocalipsis e infundir pánico global, si se trata de un delirio new age (entre psicodélicos y extraterrestres) o de una verdadera energía que se desvela y nos propulsa a una siguiente etapa en la evolución humana (a través de la puerta violeta del hiperespacio, dejando el traje de mono, para obtener el numinoso traje espacial de ángel, como creía Terence Mckenna), lo más aterrizado de este fenómeno es decir que se trata de un seductor sueño colectivo de metamórfosis.

¿Acaso no sería genial que en realidad no hubiera profecía maya, que no hubiera energías cósmicas del centro de la galaxia o del sol asistiendo para hacernos cruzar la frontera humana, que no hubiera extraterrestres conspirando para elevar nuestra consciencia, pero que por pura autosugestión, autoorganización, y sobre todo imaginación lograramos transformar el planeta, transformándonos a nosotros mismos y posiblemente llegando a una nueva etapa de evolución epigenética? La gran holusión.

Sería como descubrir que nosotros somos esa energía galáctica, esa mariposa de la Vía Láctea, esa luz solar, ese amor terrestre, esos extraterrestres luminosos multidimensionales, que nosotros somos la divinidad en potencia que puede crear lo que imagina. Ciertamente esto no se ve tan cercano como cercano se ve esta fecha escatológica. Sin embargo, las grandes mutaciones en la historia de nuestro planeta han ocurrido de forma acelerada -aunque sean parte de un lento calentamiento- y en un momento de shock, en un momento de profunda crisis es posible cambiar profundamente, alterarnos al punto de ser casi otros. La idea culmen del proyetco Unify Earth es crear una masa crítica, un efecto cien monos, bola de nieve, efecto mariposa-dominó en el que se transmita el cambio o elevación de consciencia de manera inmediata a todos los miembros de la humanidad a través de la noósfera o los campos morfogenéticos que compartimos.

Tal vez este tipo de proyectos para muchos sean vistos como parte de la mercadotecnia new age y de la apropiación de lo genuino y secreto por parte del mainstream, pero, y sin creer que esta sea la mejor forma de unirse (ya que no conocemos el line-up:¿ tal vez cante Lady Gaga de forma holográfica en los cielos de todas las metropolis?) ciertamente si alguna vez vale la pena superar nuestros prejuicios, nuestros preconceptos y nuestra falta de afiliación a proyectos ajenos, el 2012 es el pretexto perfecto para hacerlo, justamente como quien se cree un cuento y toma la ficción por realidad, descubriendo al final que nunca hubo tal distinción.

El Proyecto Unify Earth cuenta con la participación de distintos miembros destacados de la contracultura y la producción de eventos masivos.

-Daniel Pinchbeck, autor de libros sobre el 2012, creador del sitio de información alternativa RealitySandwich.com, de la red social Evolver.net  y uno de las grande voceros que tiene el movimiento en torno al 2012.

-Violaine Corradi, compositora de Cirque de Soleil y  directora musical.

-Alex Theory, organizador y productor de festivales como Earthdance, Harmony Festival, Elevate Film Festival, Burning Man, Power to the Peaceful, Greenfest, LOHA. Ha colaborado en conciertos con Damien Marley, The Roots, Thievery Corporation, Eryka Badhu, Elton John, India Arie, Ani DiFranco, STS9, Mickey Hart, The Flaming Lips, String Cheese Incident, Stanley Jordan, Sheila Chandra.

-Jonny Podell, agente de músicos como Van Halen, Peter Gabriel, Alice Cooper, Allman Brothers Band, Cyndi Lauper, Gipsy Kings, Gregg Allman, Sammy Hagar, Simply Red, Erasure.

-Richard Lukens, director del proyecto Live Aid