*

X

Cuando la muerte se vuelve un afrodisiaco

Salud

Por: pijamasurf - 02/18/2011

A veces la muerte, al límite, puede servir como un detonador del libido

Tal vez porque a lado de la muerte acecha el renacimiento, investigadores israelíes han notado que muchas veces el pensamiento relacionado con la muerte sirve como un estimulante libidinal.

Un estudio incial en 36 mujeres y 40 hombres mostró que pensar en la muerte para los hombres propició un sentimiento de deseo de participar en relaciones sexuales con una persona que apenas habían conocido, más que a los que no se les había sugerido pensar en la muerte. En las mujeres no fue el caso. Sin embargo, en otro estudio realizado en California, mujeres a las que se les sugirió pensar en la muerte y después en una cena romántica con velas se mostraron más deseosas de participar en un encuentro sexual que aquellas mujeres a las cuales sólo se les sugirió participar en una velada romántica pero no pensar en la muerte. Un tercer estudio mostró la misma tendencia en hombres y mujeres.

Los investigadores creen que ante circunstancias morbidas, las personas buscan el sexo como una forma de obtener confianza para paliar ese abismo amenazante.  Por otra parte quizás la muerte esté, esencialmente, generando el deseo de renacer, algo que en el ser humano generalmente se obtiene a través del sexo, como una secreta fuente de la juventud.  Cómo se dice popularmente, si va llegar el fin del mundo que llegue mientras tienes sexo (ppr eso de la posible fusión).

[Research Digest]

Te podría interesar:

Niño de 5 años con cáncer vende sus dibujos de monstruos en 30 mil dólares para pagar su tratamiento

Salud

Por: pijamasurf - 02/18/2011

Aidan Reed fue diagnosticado con cáncer y sus papás estuvieron a punto de perder su casa para pagar su tratamiento hasta que el pequeño Aidan empezó a vender sus dibujos de monstruos

En un caso astutamente conmovedor, el niño Aidan Reed ha permitido a su familia superar el yermo económico en el cual los sumió su enfermedad vendiendo sus dibujos de monstruos. Aidan, de cinco años, fue diagnosticado con leucemia linfoblástica aguda el año pasado y ha sido sometido a un caro tratamiento para poder superar este tipo de cáncer.

La familia Reed había tenido que poner en venta su casa para pagar el tratamiento en un hospital de Kansas City,  pero ahora gracias a los 30 mil dólares que ha ganado el prólifico Aidan vendiendo 3 mil dibujos, muchos de ellos esbozados desde la cama de un hospital durante su agotador tratamiento,  los Reed han podido conservar su casa. El pequeño Aidan se encuentra mejor y al parecer tiene un 90% de posibilidades de curarse.

Aidan Reed dice que el siempre ha amado a los monstrous y esa sincera pasión ha dado frutos.

 

SNBC]