*

X

Michael Ruppert, el policía que expuso a la CIA como cártel de narcotráfico

Política

Por: pijamasurf - 08/23/2010

La evidencia indica que la CIA es el cártel de drogas más grande del mundo, el ex policía Michael Ruppert es una de las personas claves en exponer a esta truculenta agencia de inteligencia.

Para entender el problema de las drogas es importante entender que la Agencia Central de Inteligencia, la CIA, está profundamente involucrada en el negocio de las drogas en todo el mundo. Michael Ruppert, un ex policía anti-narcóticos en Los Angeles, es una de las personas claves en exponer cómo la CIA ha participado en operaciones relacionadas con el tráfico de drogas en Estados Unidos, Afganistán, Nicaragua y otros países.

En este impresionante video vemos como Ruppert confronta al director de la CIA John Deutch, que ejerció ese puesto en tiempos de Bill Clinton. Ruppert exclama que tiene pruebas de que la agencia vendía cocaína en Los Angeles, y que fue reclutado por la misma CIA para participar en ese turbio negocio. Rupport tiene lazos con la inteligencia y la milicia de Estados Unidos por toda su familia (su madre trabajaba en el NSA), pero dice haber decidido alejarse del negocio y exponerlo. Se le amenazó y disparó; prometió al gobierno mantener silencio pero regresó a revelar la vital información sobre lo que está sucediendo en el mundo.

Rupport contribuyó a exponer a Barry Seal, el agente de la CIA que vendía cocaína para la CIA y el cártel de Medellín y cuyo avión usaba nada menos que George W. Bush, el hijo del ex director de la CIA. Según Ruppert la CIA vende drogas a través de al menos tres operaciones: Amadeus, Pegasus and Watchtower.

Ruppert se apoya también en el trabajo de Gary Webb, premio Pullitzer, que documentó como la CIA llevó la cocaína de Nicaragua para hacer crack y distribuirlo en las calles de Los Angeles y fondear las operaciones Contra. Lo mismo que reveló el diario del oficial de las fuerzas armadas Oliver North en el caso del opio en Afganistán.

En este video Ruppert presenta un documento de 1982 en el que el Abogado de la Nación le dice al director de la CIA que no tiene que reportar si sus agentes comete acciones ilegales en torno a las drogas. El nivel de consumo de cocaína subió en Estados Unidos de 80 toneladas métricas en 1979 a 600 toneladas métricas en 1987, algo según Ruppert esto era algo que la CIA sabía iba suceder. La razón por la que la CIA vende drogas, dice Ruppert, es para apoyar la economía de Estados Unidos, algo que puede relacionar con las pruebas que existen de bancos como Wells Fargo lavando dinero del narco. Curiosamente los fundadores y directores subsecuentes de la CIA tienen fuertes lazos con Wall Street. Se calcula que más de 600 mil millones de dólares provenientes del negocio de las drogas son lavados al año.

Rupport predijo desde el 2006 el colapso de la economía del 2008, lo que puede ser constatado en el excelente documental "Collapse", en el que tambiéns se habla del "peak oil" que precipitaría la disolución de la civilización como la conocemos. La guerra contra Irak y el atentado de las Torres Gemelas fueron precisamente para asegurarse el opio y el petróleo, según Ruppert, quien nos advierte con una sinceridad y contundencia pocas veces vistas en el mundo de las conspiraciones que el mundo como lo conocemos no podrá sustentarse mucho tiempo ya que el paradigma actual no podrá sustentarse siendo que depende de un crecimineto infinito y los recursos son finitos.

En cuanto al negocio de las drogas, esto nos ilumina por qué no se legalizan, porque los involucrados en combatir las drogas son los mismos que las venden en todo el mundo. También algo que tenemos que investigar profundamente: la posible participación de la CIA en el narcotráfico y en la violencia que azota a México y algo temible: el colapso intencional del este país según la agenda de la elite que controla a esta agencia y a la mafia financiera.

Sitio de Michael Ruppert: From the Wilderness

El presidente de México, Felipe Calderón busca crear una policía única bajo sus órdenes, y continuar así su delirante combate contra los "malosos" despachando desde su "corral".

En una inolvidable película del gran Tín Tán, este representó el papel del legendario Zorro de las altas Californias, que combatía a los malos que explotaban a los indios mexicanos, con un antifaz y un látigo. En la gloriosa película de Tín Tán, éste combatía a los malosos a base de mambos y cha cha chás.

La metáfora que empleó Felipe Calderón, para quejarse de que “el corral ¿estará? en manos de las zorras”, si no se aprueba la “policía única”, es una estrategia tramposa para presionar al Congreso de la Unión, y a los gobiernos de los estados, para aprobar lo que sería su iniciativa de ley para crear la Policía Nacional, bajo sus órdenes. Una policía única que resultaría carísima, que sustituyera a las miserables policías municipales y que controlara en un solo mando a las policías estatales. O sea, que el presidente de la república, no sólo va a tener el mando de las fuerzas armadas, sino que además, tendría el mando de todas las policías. Eso significa más presupuesto y absoluta toma de las decisiones centralizadas sobre la seguridad pública, al estilo Diaz Ordaz.

Desde el punto de vista del derecho constitucional, es el rompimiento del pacto federal. Ni los estados y municipios, al perder el imperio de sus decisiones soberanas en materia de seguridad, serán nunca jamás libres y autónomos como lo establece la Carta Magna.

Tratando de descubrir el sentido oculto e inconfesado de la metáfora de Calderón, no me queda otra que suponer que el corral es la residencia oficial de los Pinos y que el zorro mayor se llama Felipe.