*

X

Automelodi: Poesía narrada en sintetizadores

Arte

Por: UFOria - 08/14/2010

Wierd Records está orgulloso de presentar el primer disco homónimo de una banda originaria de Montreal llamada Automelodi

Liderados por el vocalista y compositor Xavier Paradis que desde hace tiempo se ha ganado seguidores en el underground del minimal synth con su proyecto solitario Arnaud Lazlaud activo en Canadá desde finales de los 90s, Automelodi se formó en 2006. Esta vez Wierd Records está orgulloso de darles la bienvenida como su más reciente adición. Al igual que Led Er Est y Frank (Just Frank), Automelodi combina guitarras, sintetizadores y cajas de ritmos, basándose en una paleta mezclada de sonidos electrónicos minimal synth. Una banda que en el 2010 se ha caracterizado por tener un sonido único, las canciones recorren el terreno infinito en la historia del pop francés, creando un auténtico y sofisticado sonido, convirtiéndolo en un álbum elegante y placentero de escuchar, refrescando la energía de lo que es el cold wave en los oídos de fans del rock contemporáneo y la música electrónica alrededor del mundo.

Como ocurre a menudo en la literatura francesa, la poesía y la música pop, la libertad de poder tocar intuitivamente con la voz es importante para la banda, esto influye para el que escucha letras en inglés, sin embargo, la adición de los instrumentos deja que fluya misteriosamente con fuerte provocación y misterio en las narrativas de su sonido. El álbum abre con un explosivo track "Shéma corporal" inspirado en Italo-disco, hielo seco en la pista y una agresiva melodía apoyada por quebradizas voces - inmediatamente esta intro balancea y pone en conflicto al oyente - se pueden escuchar emociones, en donde la oscuridad pelea contra la luz, una cierta represión consciente de sí mismo hacia el placer hedonista y da al parecer una comodidad cuando te sientes en una situación de claustrofobia. "Employé Terne" y "Rayons de ríen" sugieren un baile de celebración, pero en realidad es un himno al capricho y la desesperación severa de una paranoia. De manera similar pero a la inversa - la resonancia y melodía downtempo de "Presión" y "Limite Malade" suenan a melancolía y vulnerabilidad donde juegan un papel casi masoquista y de autoanalísis en las letras. Estas problemáticas tensiones en donde las melodías y las letras se tensan con ecos - particularmente con la frialdad de la guitarra y la calidad melodiosa de los sintetizadores. La melodía y el verso dinámico de "Buanderie Jazz" suena una compleja psicodélica similar a los arreglos de un sonido shoegaze. Las guitarras de "Rose AD", "Pression" y "L´Écran de fumée" suenan a una navaja frágil seguida de sintetizadores en primer plano. Es un acto de equilibrio y la negociación de estas fuerzas entran en un acontecimiento de conflicto y experiencia en el disco.

Este año Wierd Records colaborará con un track de Automelodi para el próximo compilado Wow 2010 de Discos Tormento, así que esten pendientes.

Automelodi - Schéma Corporel

Si te gusta, también puedes escuchar algo como: Xeno & Oaklander, Absolute Control, Martin Dupont, Serge Gainsbourg, Brigitte Fontaine, Jacques Dutronc, Soft Cell, Talk Talk, OMD.

Por cierto este es el 11vo lanzamiento de Wierd Records. La disquera se fundó en 2006 por el artista/DJ Pieter Schoolwerth.

Nota colaboración de UFOria

Te podría interesar:

Las nubes son los disfraces que toman las naves espaciales

Arte

Por: pijamasurf - 08/14/2010

El colectivo audiovisual Psicogram presenta un ensayo de ciencia ficción poética en la que una inteligencia cósmica utiliza la naturaleza para comunicarse con el ente que percibe la realidad.

Una inteligencia cósmica intenta comunicarse contigo y utiliza el mundo entero como plataforma de transmisión. Cada objeto y cada movimiento, cada palabra, cada arreglo en las pierdas, en las hojas, en las nubes, en la luz es un mensaje. La naturaleza más que materia es lenguaje, información que se desdobla como física. Un código, que siendo parte de su matriz de producción semántica el hombre no logra descifrar, sólo recibe fragmentos, señales que destellan miríficas, azules radiaciones del alma en la pantalla. Y, surge la pregunta, ¿qué se anuncia? ¿qué casi dice el universo con tal fuerza que todo lo aclara e ilumina, pero que no se dice?

Psicogram investiga esta invasión cósmica de Logos y sincronías, de mensajes subliminales en la naturaleza, el lenguaje arcano de eones en la encrucijada electrónica. El mundo es una ilusión, dice la filosofía oriental; el demiurgo, el diseñador de esta ilusión es un trickster, le gusta jugar con la realidad, copular con tu mente. Su programa de diseño incluye el cielo. Ahí aparecen las grandes ilusiones, sus emisarios intergalácticos, pinceles fotones de píxeles, aterrizan sobre la atmósfera, centinelas que ocultan su misión bajo el disfraz de una nube.

¿Pero son espías las nubes? ¿O son amables elefantes blancos o ballenas de algodón que emanan dulces vibraciones para los que logran surfear el éter de su imaginación? ¿Son invasores de razas extraterrestres que se entreveran con la realidad virtual para que podamos, en la hiperestesia, despertar? Psicanzuelo postula la hipótesis de que las nubes están aquí para ayudar en tiempos difíciles, naves interdimensionales que acampan de esta forma discreta.

Más allá de estas elucubraciones en un discurso de ciencia ficción, la comunicación existe, nube-hombre o nave-hombre, la diferencia es apenas de unas letras. Fonogram con su ambient onírico crea el flujo por donde las nubes podrán transformarse. Las nubes son finalmente signos mentales: psicogramas.