*

X
La nueva entrega del "Diario de un Joven Comedor de Psicodélicos" nos cuenta sobre el bicho de tacuara, posiblemente el primer insecto psicoactivo conocido en el mundo.

Alguna vez empecé a escribir una historia sobre unos adolescentes que tenían una especial afición por los psicodélicos: en una escena uno de ellos recibía una sorpresiva visita de un amigo que se suponía estaba en el Amazonas. Tenía algo en la lengua, estaba morada. Se suponía que había ido a tomar ayahuasca. Emocionado por conocer sus aventuras con esta liana cósmica, el anfitrión lo cuestionaba impacientemente. El otro le decía que no había encontrado ayahuasca pero que había encontrado otra cosa y sacaba un caracol, también con un sello morado. Entonces observaba que tenían un pequeño gusano en la lengua. El gusano, le decía, era una potenete droga psicodélica que permitía viajar en el espacio: justamente a través de agujeros de gusano o wormholes.

Esta torpe tentativa que ahora sirve de introducción me regresó a la mente el otro día cuando navegaba por la página del Dr. Cliff Pickover, el matemático psicodélico que, entre otras cosas, plantea la teoría de que la visión de la zarza ardiente (de dios) de Moises fue generada por el DMT en la glándula pineal del profeta (detonación enteógena) . En la página del buen doctor, me encontré con un link que decía “Hombre come intestinos de gusano psicoactivo para ver nuevos universos” (Man eats psychoactive worm intestines to see new universes).

Debo de confesar que al hacer click sentí esa vaga electricidad que anticipa la contemplación de algo que nos excita (sí la contemplación mémetica de un gusano psicoactivo me excita). Pense en ese instante sináptico amplificado en la posibilidad sincromística de que el universo pudiera generar un gusano que justamente permite atravesar agujeros de gusano hacia otras dimensiones. Al universo le gustan los símbolos y las autorreferencias ¿por qué no un gusano justamente como vehículo para un viaje interdimensional a través de lo que el hombre ha llamado “wormholes”? ¿Si comieramos luciérnagas para viajar a las estrellas?

Este gusano hipotético es el “bicho de tacuara”, una larva que se alimenta del bambú, que además de delicioso parece tener propiedades psicoactivas, pero que, lamentablemente, su uso parece haber sido olvidado. El bicho de tacuara es descrito en la literature por el explorador Augustin de Saint Hilaire, en 1824:

“Cuando estaba entre los Malalis, en la provincia de Minas (Gerais), se hablaba mucho de una larva que consideraban como un alimento delicioso, el cual es llamado “bicho de tacuara” (tacuara es bambú) porque se encuentra en los tallos de los bambúes, pero solo cuando tienen flores. Algunos portugueses que han vivido con los indios valoran estos bichos no menos que los mismos nativos; los derriten en el fuego para que tomen una masa aceitosa y así los prserevan para usarlos en su comida. Los Malalis consideran la cabeza del bicho de tacuara como un veneno poderoso; pero todos están de acuerdo, en que esta creatura, seca y reducida a polvo, constituye un poderoso remedio (para curar las heridas). Si uno le debe de creer a los indígenas y a los portugueses, no es sólo para este uso que se conservan los bichos de tacuara. Cuando las emociones los vuelven insomnes se tragan uno de estso bichos secos, sin la cabeza, solo el tubo intestinal, y caen en una especie de sueño extático, el cual muchas veces dura más de un día, similar al de los orientales cuando toman opio en exceso. Dicen al despertar de sus sueños que vieron bosques espléndidos, comieron deliciosas frutas y cazaron sin esfuerzo las más preciadas presas; pero estos Malalis añaden que solo indulgen rara vez en este placer debilitante".

Saint-Hilaire, Augustin F.C.P. de (1824) Histoire du Plantes les plus remarquables du
Bresil et du Paraguay.

Al parecer el uso de esta larva que mide hasta diez centímetros y se convierte en la mariposa Myelobia (Morpheis) smerintha (¿fumar mariposa, o fumar larva para una crisálida astral?) ha sido perdido, lo que se podría explicar por el hecho de que la cultura Malalis prácticamente ha desaparecido. Según la descripicón hecha por Saint-Hilaire, la sustancia activa de este bicho podría estar en sus glándulas salivales.

Evidnetemente es necesario estudiar estos insectos par aver si en realidad tienen una propiedad psicoactiva. De tenerla se convertiría en el primer insecto psicodélico conocido. (Algunas personas consideran a los alacranes psicodélicos, algo que, sin contar la posibilidad de su veneno, puedo atestiguar que no es cierto; fumar alacranes fue uno de esos ociosos pasatiempos de una noche de verano; sí un mareo (un buzz), una afectación; pero de ninguna forma similar a las grandes familias alucinógenas como las indolealkilaminas) .

Sin embargo existen otros animales que sí contienen propiedades alucinógenas poderosas, el pez sarpa salpa, o pez de los sueños, al parecer tiene un efecto alucinógeno similar al del LSD. Y, sobre todo, el sapo Bufo Alvarius contiene, precisamente en sus glándulas salivales, el más poderoso psicodélico conocido por el hombre, el 5-MeO DMT. De este poderoso sapito, escribiré en mi siguiente blog: “Me acuerdo de la prmera vez que fume 5-MeO DMT (la mólecula de dios)".

Hojas de Triptamina: Diario de un Joven Comedor de Psicodélicos

Te podría interesar:
Un grupo de maleantes californianos fueron convertidos a la religión del amor por el LSD, dejaron la violencia y se dedicaron a esparecir la psicodelia ('orange sunshine') de forma masiva, fueron a Hawai y a Afganistan, fundaron un imperio de hash y en el transcurso cayeron en las garras de la CIA.

Aunque esta historia parece un pastiche de todos los temas más seductores y sensacionales de los sesenta y setentas, de la revolución psicodélica, literalmente sexo, drogas, surf, Buda, California, conspiraciones, Tim Leary, la CIA, una red de tráfico de hashish Laguna Beach-Afganistan, el sol de Hawai y la marihuana maui-waui, Jimi Hendrix y los extraterrestres... Todo esto y más tiene esta historia, una de las grandes historias de la contracultura y de cómo un país se encendió y a la vez se perdió. En torno a este axis está La Hermandad del Amor Eterno (The Brotherhood of Eternal Love), una mafia-religión alimentada por las ideas de paz y amor de Tim Leary que se convirtió en una de las organizaciones de narcotráfico más grandes de Estados Unidos y la número uno en cuanto a venta de LSD.

El libroOrange Sunshine: The Brotherhood of Eternal Love and Its Quest to Spread Peace, Love, and Acid to the World, de Nicholas Schou (entrevistado por Ralph Metzger de Dangeous Minds, en el video) es el pretexto perfecto para recordar lo que la policía de Estados Unidos llamaba la "mafia hippie".

La Hermandad del Amor Eterno tuvo sus orígenes entre un grupo de amigos de Anaheim que a finales de los cincuenta empezaron a llevar una vida de criminales de poco monta. Muchos de ellos eran surfers o motociclistas, se rodeaban de mujeres lindas y se habían curtido peleando en la calle. Su líder, el granjero John Griggs asaltó a un productor de cine en Hollwyood y le quitó su LSD de Sandoz. Días después él y sus amigos se subieron a las montañas y probaron el caliz. Ocurrió una teofanía, los rudos maleantes se convirtieron a la religión del amor y abdicaron de la violencia y las drogas duras.

Griggs y sus amigo empezaron a correr la voz, a decirle a su banda que dejaran de pelear, utilzaran el LSD y se fueran a vivir al desierto o al bosque, bajo la máxima de Leary: "Turn on, tune in, drop off". En 1965 la Hermandad se convirtió en Iglesia, la Iglesia del Amor Eterno, justo cuando se prohibía el LSD. Para mantener su alegre estilo de vida la hermandad vendía hashish, marihuana y LSD. Organizaban safaris de surf a México por marihuana. Al LSD lo bautizaron Orange Sunshine, pastillas naranjas potentemente confeccionadas, que daban a niveles industriales. Iban a Afganistán por el hashish, compraban autos en Alemania, los conducían a Afganistán y luego los envíaban en barco, tenían un arreglo con la gente de aduanas.

Uno de sus métodos favoritos de dealear era meter el hash dentro de las tablas de surf, algo que les enseñó Mike Hynson, uno de los surfers de la película "Bruce Brown's Endless Summer". La Hermandad estaba muy impresionada por el sumo sacerdote del LSD, Tim Leary, y le llevaban marihuana su casa en Milbrook. Mientras tanto se habían mudado a Laguna Beach, donde superaban por completo a la policía y hacían ceremonias ritualizadas de LSD con motivos religiosos sincréticos. Proclamaban el amor eterno de los grandes maestros como Cristo y Buda, mientras bailaban desnudos y apilaban buenas cantidades de dinero, inlcuso llegaron a fondear al mismo Leary.

La Hermandad quería que Leary se fuera a vivir con ellos a una isla donde implementarían una utopía (y seguramente se llevaría toneladas de marihuana y LSD), pero el hierofante psicodélico no quería dejar la civilización, que era donde las cosas estaban pasando. El interés de Leary por la Hermandad se dio ya que justamente Leary había predicado en Harvard que el LSD podía reformar a los criminales presos; algo que probó con la psilocibina pero luego fue expulsado de la universidad. Griggs y sus secuaces justamente eran la prueba viviente de esto (aunque seguían cometiendo actos ilegales, habían dejado la violencia; eran ilegales sólo para el sistema). Leary atraído por esta evangelización psicodélica pasó tiempo con la Hermandad en Orange County. Ahí la Hermandad lo trató como rey, dosificándolo con la mejor ganja, el mejor hash, LSD cristalino, elíseo, y seguramente lindas chicas (aunque Leary tenía novia, Rosemary, una ex modelo).

Más tarde convencieron a Leary de irse a vivir por varios meses con algunos de los miembros de la Hermandad a un rancho de Iowa, donde establecieron una comuna. El idilio orgíastico en Iowa fue interrumpido por la muerte de una chica de 17 que se ahogó mientras estaba en LSD. Y por la muerte, dos semanas después, en 1969 de John Griggs, de quien Tim Leary había dicho "tiene el carisma, el brillo en los ojos... es un santo".

Algunos miembros de la Hermandad se habían vibrado con Griggs por irse a Iowa con Tim Leary, argumentando que juntar al hombre más asociado con los psicodélicos en Estados Unidos con el grupo que más vendía psicodélicos era una bomba de tiempo. Siguiendo el sol, las olas y las nenas, buena parte de la Hermandad acabó en Maui, en Hawai. El plan era vender marihuana vía México y llevar su yate a Afganistán por más hashish, pero sucumbieron ante los encantos de la isla y empezaron a sembrar ganja y surfear las olas.

En Hawai se precipitó la debacle de la hermandad. En 1972 se filmó la película "Raibow Bridge", dirigida por un alumno de Andy Warhol, Chuck Wein, y en la que aparece tocando sobre un volcán Jimi Hendrix. La película realizada en Maui, tierra de la "Brotherhood of Eternal Love", incluyó a algunos hermanos de esta hippie mafia en tomas comprometedoras haciendo lujo de su arsenal de cannabis. La película trata sobre el despertar espiritual de un hombre detonado por la música de Hendrix y la intervención de una hermandad de seres extraterrestres. De hecho corre el rumor de que durante la filmación se grabaron unos OVNIs, pero luego los rollos misteriosamente desaparecieron.

Semanas después del estreno de la película se realizó una redada en California, Hawai y Afganistán y arrestaron a buena parte de la llamada "mafia hippie". Sin embargo, algunos siguieron operando por mucho tiempo de una forma más desarticulada. Se calcula que la Hermandad ganó más de 200 millones de dólares.

Pero no todo fue amor y sol para la Hermandad, después de la misteriosa muerte de Griggs en Iowa en 1969 (algunos dicen que fue por una sobredosis de psilocibina, lo cual es improbable; otros PCP de los Hell's Angels, ¿quizás la CIA?), apareció el enigmático Ronald Hadley Stark, quien se presentó con un kilo de LSD. Stark decía tener conexiones en Paris y en el Tibet y estar implementando una red internacional de LSD, era políglota y parecía tener relaciones en todos los lugares indicados. Demasiado bueno para ser cierto. Sin embargo, la Hermandad distribuyó el "orange sunshine" de Stark, fabricado en París, de forma exponencial.

La CIA había iniciado sus pruebas con LSD en programas de control mental como el MK-ULTRA desde la década de los 50. Ken Kesey, quien había sido parte de estos experimentos, y sus Merry Pranksters fueron parte también de la distribución masiva del LSD. Existe una fuerte teoría de que la CIA fomentó la distribución del LSD infiltrando agentes en el movimiento hippie y agenciándose las ganancias. Stark, todo indica, era un agente de la CIA.

La figura de Ronald Handley Stark es digna de investigarse a fondo, la información es confusa en respecto a este hombre. Algunos dicen que hablaba hasta diez idiomas, era amigo de la poderosa familia Whitney, de la mafia japonesa, había descubierto una nueva forma de producir LSD (se dice que es responsable de 20 millones de dosis, el máximo productor de la historia), se dice que era un refinado artista, pero cuando estaba en Nueva York cambiaba totalmente de apariencia: en California se vestía de camisa hawaiana y le hablaba a la Hermandad como si fuera uno de ellos, en Nueva York se juntaba con la aristocracia, era amigo de los fundadores de "The Process Church of the Final Judgement" entre la cual desfilaron tanto Charles Manson como los Beach Boys (el grupo de Manson, "encendido" en LSD mataría a Sharon Tate). Al final parece que Stark acabó on buena parte de los ingresos de la Hermandad; logró infiltrarse al control de mando haciéndolos creer que como ellos quería el amor y la paz, aprovechando que después de todo los miembros de esta mafia estaban viajando en fuertes cantidades de psicodélicos. Cuando fue arrestado en 1975 por vender drogas en Europa, el magistardo italiano Giorgio Floridio ordenó que fuera liberado, al tener evidencia de que Stark era empleado del gobierno de Estados Unidos.

La historia de cómo la CIA participó creando el "problema de las drogas" en Estados Unidos quedara para el siguiente episodio. Por ahora nos quedamos con este extraño culto al sol, al sexo y a los psicodélicos, que buscaba el amor eterno y la diversión eterna, pero eso no podía durar para siempre.

 

Twitter del autor: @alepholo

Acid Dreams: the Sixties, the Hippies and the CIA

How the US Government Created the Drug Problem

Ronadl Hudley Stark: The Man Behind the LSD Curtain