¿Quieres escribir? El escritor Ernest Hemingway tiene un consejo para ti

La primavera de 1934 fue una época en donde se respiraba tensión en cada esquina de Europa: la expansión del gobierno nazi privó de su nacionalidad a Albert Einstein debido a su origen judío, España invadió y ocupó el Ifni en África, Italia inauguró –y Roma ganó– la II edición de la Copa del Mundo. Se buscaban, casi hasta por debajo de un tapete, las buenas noticias o al menos aquellas que no exhalaran muerte y putrefacción; no importaba que fuesen de personas con premisas de vida o ideales políticos completamente diferentes a las de uno, se trataba tan sólo de entablar la esperanza en la humanidad a través de los vínculos. Quizá esta es la razón por la cual una carta de Ernest Hemingway para F. Scott Fitzgerald fue tan importante para esta época, pues eran dos amigos que compartían con la escritura sus convicciones, sus crisis, dificultades y consejos a la hora de escribir.

Después de 9 años de su gran éxito, The Great Gatsby, Fitzgerald acababa de publicar Tender is the Night y buscaba una retroalimentación sincera de su amigo. Se dice que Hemingway (ganador del Pulitzer por El viejo y el mar y quien, en palabras de Maria Popova, fue un “misil de amor tenaz, lejano a ser amable como Beckett y distante de ser intelectualmente elegante como Margart Fuller, y sin embargo fue brillante y rebosante de consejos sobrios para cualquier escritor”) dio una respuesta que fue realmente “una trova de sabiduría y deleite”, pese a ser un hombre que había perdido toda fe en la humanidad. Te la compartimos a continuación:

© 2017 - pijamasurf.com Todos los derechos reservados