*

X

Policías argentinos sostienen que ratones se comieron mariguana decomisada; son despedidos

Política

Por: pijamasurf - 04/11/2018

Un extraño caso de desaparición de 1/2 tonelada de cannabis

Unos ratones golosos habrían devorado hasta 1/2 tonelada de mariguana, según argumenta un grupo de policías argentinos.

Ocho oficiales de Buenos Aires fueron suspendidos hace un par de días, luego de que se descubrió que de un paquete de 6 mil kilos de cannabis sólo quedaban 5 mil 460. El ex comisionado de la sección y sus subalternos fueron interrogados y coincidieron en responder que un grupo de ratones se había dado un banquete con la mariguana.

Varios científicos entraron en la investigación y concluyeron que los ratones no habrían confundido la mariguana con alimento, y de haberlo hecho, es probable que algunos de ellos hubieran muerto. Se explicó que:

La droga estaba en estado de sequedad absoluta, ya que se encontraba en un depósito desde hacía unos 2 años, lo que nos obligó a constatar si verdaderamente una invasión de roedores pudo haberse comido tamaña cantidad de mariguana, pero los expertos consultados llegaron a la conclusión de que eso era muy poco probable ya que, de haber ocurrido, los ratones habrían muerto, y no se detectó presencia de cadáveres de los animales en el lugar.

Esto deja la justificación de los policías a la altura del niño que responde a por qué no hizo la tarea diciendo que "se la comió el perro".

Te podría interesar:

Reporte muestra cómo rusos creaban las fakes news que interfirieron a favor de Trump en las elecciones

Política

Por: pijamasurf - 04/11/2018

La fábrica rusa de fake news es develada

En lo que son los primeros cargos que directamente acusan de interferencia a ciudadanos rusos por su supuesta participación a favor de Donald Trump en las elecciones del 2016, el fiscal especial Robert Mueller dio a conocer el caso de 13 personas involucradas en el esparcimiento de propaganda digital con fines electorales.

La investigación revela que el grupo Internet Research Agency realizó una campaña en redes sociales a favor de Trump desde el 2014 hasta el 2016, atacando a sus rivales Hillary Clinton y Ted Cruz, entre otros. La organización ubicada en San Petersburgo utilizó perfiles falsos y páginas en Facebook, Twitter e Instagram para difundir información falsa y sembrar cizaña.

Este grupo era parte de un proyecto de propaganda llamado Project Lakhta (presuntamente manejado por el Kremlin o agencias de inteligencia rusas), el cual contaba con un presupuesto de más de 1 millón de dólares mensuales, aunque dividido en diferentes operaciones. Básicamente difundían información con la intención de influir, polarizar, generar discordia y apoyar a grupos radicales, movimientos de oposición y usuarios insatisfechos de la situación económica y social. Utilizando las posibilidades demográficas de estas redes sociales, los propagadores de fake news atacaron estados específicos en los que la contienda electoral era más reñida. Sin embargo, el reporte señala la injerencia de esta diseminación de fake news no fue lo suficientemente sustantiva para inclinar la balanza a favor de un candidato.

Se generaron también comunidades en contra de la migración y los migrantes; grupos religiosos tanto cristianos (en la imagen uno de ellos) como musulmanes y cuentas donde fomentaban, por ejemplo, el independentismo texano. Utilizaron el sistema de pago de anuncios de Facebook para crecer las cuentas y diseminar sus mensajes.

Todo lo anterior ha colocado a Facebook bajo escrutinio, y las fuertes críticas en gran medida han motivado importantes cambios en su algoritmo.

Lee más sobre esto en El País