*

X

Visualizar una cerveza fría podría ayudarte a pasar la prueba del polígrafo

Por: pijamasurf - 12/16/2014

El polígrafo es usado como herramienta de evaluación de la confiabilidad de personal de seguridad pero, según algunos activistas, también es utilizado como herramienta de persuasión
prueba-policias-copy

imagen: eleconomista.com.mx

La efectividad del polígrafo (también conocido popularmente como “detector de mentiras”) tiene muchos detractores, pero cientos de agencias de seguridad, así como empresas del sector privado, siguen sometiendo a sospechosos a la infame prueba. Doug Williams trabajó en el departamento de policía de Oklahoma durante mucho tiempo como operador del polígrafo, y después se convirtió en un activista en contra del mismo. En su sitio web escribió: “Recuerda, ¡decir la verdad sólo funciona el 50% de las veces!, así que protégete de ser acusado falsamente y aprende a pasar”.

Williams no sólo te da este consejo, sino un curso completo en DVD para pasar por la prueba como todo un villano de James Bond, poniendo tu mejor cara de póquer, sin que el aparato detecte si mientes o dices la verdad.

Activistas como Isabel Miranda de Wallace incluso han solicitado que la prueba del polígrafo sea aplicada a jueces de la Suprema Corte de Justicia, sin que la petición haya tenido eco: el aparato aún es signo de criminalización a priori, y atenta contra la presunción de inocencia en la jurisdicción mexicana.

Pero la verdad acerca del polígrafo es que no puede “detectar” mentiras, pero sí es sensible a cambios en la respiración, circulación sanguínea y transpiración, elementos que le permiten a los operadores construir un caso en tu contra.

En México, el polígrafo es utilizado para evaluar la confiabilidad de elementos de la Procuraduría General de la República, al igual que para evaluar a candidatos o mandos medios en las empresas reclutadoras. A pesar de que los resultados del mismo no tienen validez legal en la jurisdicción de nuestro país, en algunos casos pueden ser la diferencia entre conseguir un empleo o no (aunque bien pensado, ¿por qué querrías trabajar en un lugar que te somete a pruebas de la Guerra Fría?).

Mentir con la verdad

No importa si eres culpable o inocente: si el polígrafo detecta signos de nerviosismo, podrías ser acusado injustamente. ¿Qué hacer en esos casos? Expertos como Williams tienen trucos de lo más exóticos, desde morderte la lengua antes de contestar (una curiosa metáfora de la mentira) hasta realizar ejercicios de visualización de una situación tranquilizadora, digamos, una playa apartada y una cerveza fría.

Los operadores te pedirán que relates alguna historia (probablemente aquella por la que te aplican la prueba en primer lugar), que respondas algunas preguntas generales e incluso que resuelvas algunos problemas aritméticos simples para calibrar el dispositivo. Luego tendrás que contar la historia en orden cronológicamente inverso y cosas así. En realidad, lo único que el polígrafo puede evaluar es tu nivel de nerviosismo fisiológico, o como nos gusta llamarlo en jerga pseudocientífica, tu reacción frente a un peligro inminente.

Los operadores serán quienes evalúen y contrasten tus respuestas con las mediciones del polígrafo. Es por este elemento humano que muchos activistas en contra del polígrafo creen que la prueba apela más al sentimiento de culpa que a una metodología criminológica estricta. El único secreto, a decir de los expertos, es estar calmado, dormir bien la noche anterior, pensar lo menos posible en la prueba y responder de manera clara y directa. Pasarse la noche anterior preocupado por la prueba sólo hará que tu cuerpo muestre reacciones adversas para los efectos del polígrafo, así que lo mejor es seguir tu rutina normalmente. 

 

Te podría interesar:

Viktoria Modesta, la primera popstar biónica (VIDEO)

Por: pijamasurf - 12/16/2014

Conoce a Viktoria Modesta, una cantante de pop de Letonia lanzada al estrellato en la TV británica, que tiene un miembro amputado

viktoria-modesta

Épico pop biónico que seguramente hubiera dejado a J.G. Ballard, el autor de Crash con un inmenso "boner" ---y a la vez pegajoso e irritante marketing que se hace pasar por música conceptual. Un potpourri de estas cosas es el acto presentado por Viktoria Modesta, artista transhumana con una propuesta hiperrealista que busca sacudir los reality shows de música pop que en los últimos años han buscado todo tipo de atracciones y pantomimas para mantener los ratings (al ser humano masificado le encanta ver el desdoblamiento de narrativas aspiracionales, supuestamente reales, mientras escucha música que apela a centros emocionales que han sido inundados de dopamina estereotípica y se identifica con los clichés que sobrenadan como lagos eléctricos de miel en la superficie de su alma).

El video Prototype fue transmitido durante la emisión del final de temporada de X Factor en Gran Bretaña, con un rating de cerca de 10 millones de personas. El video tiene ecos del weird glam de Lady Gaga, con una clara inclinación hacia el tecnofuturismo.

Viktoria Modesta, nacida en Letona, sufrió la amputación de su pierna a los 20 años. Según relatan en un comunicado de prensa, Viktoria es "la inspiración para la rebelión en un régimen totalitario --su otredad inspirando al público y amenazando al régimen totalitario". Una narrativa interesante para condimentar su pop. La idea central es inspirar a la gente discapacitada, ya que si una persona sin una pierna puede ser popstar, sugieren, donde es tan importante la imagen, puede ser cualquier cosa. El detalle es que el pop justamente se trata de la imagen que se logra proyectar y en este caso se trata de una mujer con una prótesis lumínica que la acerca más a una deidad que a una persona común y corriente. Su pierna robótica, metamórfica, a veces hecha de luz, a veces hecha de metal y a veces de una especie de obsidiana líquida es la seducción de la radical otredad y, sin embargo, soló un simulacro.