*

X

¿Por qué el cielo es azul? La física detrás de los colores del atardecer

Por: pijamasurf - 08/02/2012

Los violetas, anaranjados, rosas, dorados y azules del cielo dependen de los rayos de luz, de la posición de las nubes y otros factores físicos que explican por qué cada amanecer y cada atardecer son diferentes del resto.


Los cientos de colores del cielo son fascinantes, y también, la explicación física detrás de ello. Tantas combinaciones son posibles por las propiedades de los rayos de luz y por la posición de las nubes.

En la escuela nos enseñaron que la luz viaja en diferentes ondas y frecuencias. Los colores rojos, naranjas y amarillos viajan en ondas largas; mientras que los azules y violetas, en ondas cortas. Cuando la luz del sol entra en la atmósfera y choca con objetos como gotas de agua o partículas de polvo, rebota en todas direcciones. Por otro lado, las partículas de gas absorben las ondas de luz, las retienen un tiempo y luego las liberan.

Los colores de alta frecuencia como el azul son absorbidos e irradiados más que los colores de baja frecuencia, que pasan derecho por la atmósfera. Por eso vemos el cielo azul, mientras que los rayos del sol nos parecen amarillos (a este fenómeno se le conoce como “Dispersión de Rayleigh”).

Cuando el sol se acerca al horizonte, los rayos de luz deben recorrer más distancia a través de la atmósfera. Como resultado, la mayoría de las ondas azules y violetas son dispersadas, y el sol parece más rojizo y de un brillo menos intenso.

Contrario a lo que muchos creen, los colores rojos de los atardeceres no tienen nada que ver con la contaminación del aire. De hecho, el smog opaca y desluce los colores. Por otro lado, en cielo limpio, las nubes reflejan colores vívidos. Una razón más para cuidar la calidad y limpieza del aire.

 

 

 

[EnvironmentalGraffiti]

Te podría interesar:

¿Does the Earth have an Iris?

Por: pijamasurf - 08/02/2012

Richard Lindzen's provocative theory suggests the Earth has a self-regulating mechanism, much like an iris, to keep in check temperature.

The belief that Earth is a macroscopic organism in a similar way as we might be a microscopic organism is rooted in ancient culture. In recent decades, however, it has been the subject of scientific study at the fringes. James Lovelock's much abused Gaia Hypothesis, puts forth a serious framework thru which one might come to understand Earth as a complex living creature. Resonant with Gaia Hypothesis, Richard Lindzen, of MIT, suggests in his Iris Hypothesis that Earth employs a sort of cybernetic self-regulating mechanism by which it keeps temperature in check. This being done by an adaptive infrared iris  "that effectively counters global warming (Lindzen et al. 2001). Much like the iris in a human eye contracts to allow less light to pass through the pupil in a brightly lit environment".

Lindzen suggested that increased sea surface temperature in the tropics would result in reduced cirrus clouds and thus more infrared radiation leakage from Earth's atmosphere.

“We wanted to see if the amount of cirrus associated with a given unit of cumulus varied systematically with changes in sea surface temperature,” he says. “The answer we found was, yes, the amount of cirrus associated with a given unit of cumulus goes down significantly with increases in sea surface temperature in a cloudy region.”, says Lindzen.

¿Is Earth making clouds to suit her desired weather?

 Hat tip Fadereu