*

X

Esculpiendo escenarios líquidos: la obra fotográfica de Markus Reugels

Por: pijamasurf - 01/05/2012

Iridiscencia cristalina y sincronía suspendida convergen en el trabajo del alemán Markus Reugels, uno de los más notables fotógrafos en el retrato de líquidos.

fotografía de líquido en movimiento de markus reugel

En un desfile de situaciones estéticas, inquietos escenarios que quedan suspendidos en pleno proceso de mutación, se traduce la serie fotográfica de líquidos que admirablemente ha creado Markus Reugels. A mediados de 2011 la obra de este aleman originario de Schweinfurt, alcanzó una notable proyección gracias a la "viralización" de una de sus fotografías, la cual muestra un mapamundi encapsulado dentro de una gota de agua. Esta pieza atrajo el interés de diversos medios que reportaron el trabajo de Reugels, gracias a lo cual pudimos conocer las maravillas que se cocinan en su estudio.

La radical, pero a la vez inmutable, fragilidad que despliega el trabajo de Reugels, resulta de una minuciosa convergencia entre el tiempo (el manejo preciso del obturador, en sintonía con el movimiento del líquido), la luz, y la ubicación de objeto que será retratado. Pero la alquimia sincrónica que requieren estas fotografías no termina ahí, ya que existen una serie de variables complementarias que también deben de ser tomadas en cuenta, por ejemplo la densidad del agua, su temperatura, el tipo de superficie sobre el cual se dejará caer, etc.

En la serie titulada "Liquid Splashes" apreciamos entidades compuestas, en muchos casos duplicadas al sostenerse sobre una superficie reflejante, que denotan una identidad propia, bien definida, incluso coqueta: espejos de fungi, sombrillas cristalinas, y vórtices amigables que si bien se encuentran estáticos, aluden, tal vez paradójicamente, a un irrefrenable movimiento.   

5413484213 342de92805 b 550x824 Capturing drops by Markus Reugels

Otra de sus series destacadas es la que llamó "Liquid Sculptures", la cual presenta piezas que tienen como máximo estandarte la generación de sincrónicas alegorías. Es en esta serie en la que el líquido deja de dar vida a entidades independientes y proyecta, en cambio, complejos escenarios, como una especie de micro-narrativas o incluso, observando con poco más inspiración, se pueden percibir rituales en los que participan seres fantasmagóricos que veneran una especie de axis central (tal vez un nodo de inteligencia cósmica o quizá la conciencia unificada). Y precisamente este es el tipo de interpretaciones, hiper imaginarias, que pueden generar las fotografías de Reugels, por lo que a pesar de que su trabajo pudiese considerarse como "demasiado" pop, o carente de fundamentos simbólicos, lo cierto es que en su simpleza, y sobretodo en su poco pretensiosa espontaneidad, radica el verdadero valor de estas imágenes.  

 

Te podría interesar:

Michael Andreas Haeringer, el niño de 10 años que toca exquisitamente el piano (VIDEO)

Por: pijamasurf - 01/05/2012

El excepcional talento del niño Michael Andreas, ha maravillado a miles de personas alrededor del mundo.

 niño pianista de 10 añosSus interpretaciones han dado ya la vuelta al mundo gracias a YouTube y las redes sociales. Su nombre es Michael Andreas, tiene tan solo diez años y toca el piano como un virtuoso. Nacido en Barcelona pero con evidente ascendencia alemana, los padres de este niño no saben tocar instrumento alguno y jamás pensaron que su hijo terminaría por ser un virtuoso del piano. Aunque, revisando su árbol genealógico, nos encontramos que es descendiente del gran pianista y compositor húngaro Franz Liszt y de la pianista alemana Sofía Menter.   

–"¿Tu compositor preferido? –Chopin –¿Y después? –Beethoven –¿Y después? –Haydn –¿Y luego? –Bueno, luego yo, de mayor quiero ser pianista", afirmó Michael al diario La Vanguardia. 

Escuchar cualquiera de sus interpretaciones se convierte en una experiencia espontáneamente inspiradora, sin embargo, esperamos que el enorme y precoz talento de este chico no sea suficiente para eclipsar, como ocurre en muchos casos similares, lo que cualquiera ser humano debiese priorizar: su felicidad.

A los 10 años, en un programa de TV.

A los 8 años, interpretando una composición propia.