La artista japonesa que cumple tu viejo sueño de pasear por las nubes

 

La promesa de las nubes es un sueño arquetípico que se repite en cada infante; gozar de su suavidad y maravillarse con su húmeda frescura es un deseo que cualquier persona tiene. Desde siglos atrás pintores de todo el mundo han representado la bóveda celeste y han construido este fascinante deseo.

Para Fujiko Nakaya (1933) el sueño se transformó en obsesión y comenzó a experimentar a finales de la década de los 60 para crear un inolvidable paseo por las nubes. La primera vez que expuso su trabajo fue en el Pepsi Pavilion en Osaka, siendo miembro del legendario grupo Experiments in Art and Technology (E.A.T.). Este grupo se conformó en 1967 por los ingenieros Billy Klüver y Fred Waldhauer, y los artistas Robert Rauschenberg y Robert Whitman.

Las piezas de Nakaya son niebla densa que, si bien no se diferencia en nada de la composición de las nubes, el concepto sí es bastante diferente, como afirma la artista japonesa. Considerando diversas variables en el ambiente, sus obras necesitan de una cantidad precisa de humedad, de viento y de temperatura; un sofisticado equipo de bombas de presión y boquillas especiales es lo que permite la formación de las gruesas alfombras de nubes.

Después de la primera vez que Nakaya presentó su instalación lo ha venido haciendo en diversas partes del mundo, en forma de cascadas, paseos en el bosque y en museos como el Guggenheim Bilbao. La experiencia inmersiva de sus instalaciones cumple con un sueño ancestral, una experiencia inolvidable que expande la mente del espectador y amplía las posibilidades del arte.  

© 2017 - pijamasurf.com Todos los derechos reservados