*

X

Estas dos fotografías prueban que el peso tiene poco que ver en la imagen de una persona

Salud

Por: pijama Surf - 02/24/2017

Estas imágenes desmienten uno de los muchos tabúes en torno a la estética corporal y la figura

Dentro de la persecución compulsiva de estereotipos asociados a la belleza física, por ejemplo la delgadez, millones de personas persiguen metas que en realidad no son más que burdos espejismos. Un interesante ejemplo de lo anterior es el peso. Cuántos kilos cargas en tu existencia es un indicador para muchos determinante sobre qué tan atractivo o atractiva eres o, al menos, qué tan esbelto estás. Sin embargo, este tabú cultural es poco preciso. 

Para comprobar lo anterior la entrenadora y blogger Adrienne Osuna se ha dedicado a publicar selfies comparativas en las que aparece con siluetas radicalmente distintas pero pesando casi lo mismo. Esto obviamente desmiente el hecho de que el peso de una persona determina su figura. De hecho, la tesis de Osuna es que importa mucho más cómo repartas ese peso (entre músculo y grasa) que cuánto peses. A esto Osuna le llama recomposición corporal, que significa que no necesariamente debes perder masa para transformar tu cuerpo sino, bueno, transformarlo. 

Esto es un golpe duro para la psicología de la anorexia o bulimia, una lamentable condición que se ha popularizado masivamente durante las últimas 2 décadas y que apunta a la báscula como juez decisivo para determinar si las mujeres van bien o no en su fijación de mantenerse esbeltas. Otra premisa que se desdobla de esto es la desmitificación de otro tabú: lo importante no es necesariamente comer menos sino comer bien, sano y equilibrado.

En fin, dicen que una imagen vale más que mil palabras, así que sería bueno que estas fotos circulen:

  

capture.jpg
 
Picture:  INSTAGRAM / ADRIENNEOSUNA
 

Estos alimentos te hacen más atractivo para el sexo femenino

Salud

Por: PijamaSurf - 02/24/2017

Algunas dietas pueden mejorar la forma en que las mujeres te perciben

Más allá de estar en forma o tener algo de peso extra ciertos hábitos alimenticios pueden aumentar el interés que las mujeres sienten por los hombres, pues la dieta afecta el aroma corporal que todos tenemos. Los científicos han estudiado este enfoque: igual que con otros animales, quienes ingieren más nutrientes tienden a conseguir pareja con mayor facilidad.

Una serie de experimentos probó que el ajo es un alimento ideal bajo estos criterios. Se pidió a un grupo de voluntarios utilizar parches en las axilas para recolectar su sudor, algunos de ellos no comían ajo y otros llevaban una dieta rica en él. Luego pidieron a 14 mujeres que evaluaran el olor según quiénes les parecían más atractivos. El resultado fue un consenso absoluto: el olor de aquellos que incluían ajo en su dieta resultó favorecido. Un hombre necesita comer en promedio al menos cuatro dientes de este bulbo para obtener un resultado notable.

El ajo es un poderoso antibacteriano natural, mejora los niveles de antioxidantes en el cuerpo y cambia la forma en la que huele nuestro cuerpo. Para Jitka Fialová, autora del estudio de la Universidad Charles de Praga, esto puede deberse a que “las mujeres podrían buscar señales en el olor corporal para encontrar parejas que puedan asegurarles comida de calidad”.

 

 

En otra investigación publicada en Evolution and Human Behavior, psicólogos de la Universidad de Macquarie en Sidney pidió a un grupo de mujeres evaluar el olor de playeras utilizadas durante 24 horas por distintos hombres a quienes se les requirió un detallado reporte sobre su alimentación. El resultado: aquellos con mayor ingesta de productos ricos en carotenoides --esto es, un grupo de pigmentos orgánicos, principalmente caroteno-- tuvieron la aprobación femenina. Esto se debe a que el consumo de este compuesto tiende a colorar la piel con un tono amarillo que resulta visualmente atractivo para ellas (al menos esto aplica para pieles claras). De cualquier manera, el consumo de alimentos nutritivos provoca, según el mismo estudio, un aroma frutoso, dulce y placentero. Un olor que refleja un consumo bajo de estos nutrientes está asociado a infecciones y mayor riesgo de mortalidad.

¿Piensas en cambiar tus hábitos alimenticios? Recuerda que el ajo, pese a todo, no suele tener un olor tan favorable para el aliento, así que calcula correctamente el momento para consumirlo.