*

X

Investigadores mantienen que aún quedan muchas lunas por descubrir en el Sistema Solar

Ciencia

Por: PIJAMASURF - 11/22/2016

Algunos planetas en nuestro sistema solar poseen complejos sistemas lunares cuyos misterios aún no son revelados

Durante los 70 y 80, la NASA lanzó dos exploradores espaciales gemelos para continuar la exploración del Sistema Solar, el Voyager 1 y 2. Ambas sondas volaron cerca de Júpiter y Saturno y por primera vez se obtuvieron imágenes detalladas de aquellos planetas.

El Voyager 1 estudió varios de los cuerpos en orbita de Júpiter, entre ellos una de sus lunas más grandes, Titán. Luego siguió avanzando, mucho más allá de lo esperado; en la actualidad es la nave más alejada de la Tierra y la única en el espacio interestelar, aún sin haber salido de nuestro sistema solar.

El Voyager 2 hizo una exploración mucho más detallada de Urano y Neptuno. Su mayor descubrimiento hasta ahora se realizó en 2007: basándose en las observaciones del campo magnético interestelar en el espacio profundo se concluyó que nuestro sistema solar no tiene una forma esférica sino ovalada.

Todas las imágenes obtenidas mediante estas dos sondas, combinadas con la información obtenida por el telescopio espacial Hubble, lanzado a la órbita terrestre desde 1990, nos han revelado la gran cantidad de lunas que quedan por conocer.

Los científicos han aprendido y siguen aprendiendo de la información recolectada desde los 80. Nos acercamos cada vez más a comprender el comportamiento de los anillos y cómo los afectan los satelites. Hoy se sospecha que podría haber más lunas en Urano.

Mark Showalter, del SETI Institute, ha estudiado con determinación los sistemas de satélites de Urano, Neptuno y Júpiter. Ni la sonda Voyager pudo detectarlo y esto se explica por el tipo de tecnología fotográfica utilizada para construirlo. En 2003 anunció el avistamiento de dos nuevas lunas en Urano, Cupido y Mab, apenas perceptibles para el Voyager.

Algunas de estas lunas no sólo encierran la emoción del descubrimiento por sí mismo; también esconden importantes enseñanzas sobre los sistemas lunares. Un ejemplo de esto es una pequeña luna en el sistema de Neptuno que Showalter descubrió junto a su equipo en el 2013 utilizando el Hubble. Esta luna no sigue el patrón de comportamiento de ninguna otra, ni más pequeña ni más grande, en el propio sistema de satélites neptuniano.

Showalter encontró que, cuando Neptuno atrapó a Tritón en su órbita, cambió por completo todo el comportamiento de su sistema de lunas, aunque todavía no hay suficiente información para explicarlo a detalle.

Aún queda un largo camino que recorrer para explicar por completo el funcionamiento de los sistemas lunares.

Te podría interesar:

Superluna del 14 de noviembre, la más grande en 70 años

Ciencia

Por: Pijamasurf - 11/22/2016

La luna más grande en 70 años podrá observarse este lunes 14 de noviembre

Desde hace unos pocos años se ha empezado a popularizar el concepto de superluna, una manera atractiva de describir a las lunas llenas que aparenten ser más grandes durante el año. Y este 14 de noviembre del 2016 tendremos la más grande en los últimos 70 años y la más grande hasta el 2034, así que debe de ser un buen espectáculo. La luna llena, en la constelación de Tauro, podrá verse hasta 14% más grande y 30% más brillante.

La variación aparente del tamaño de la Luna se debe a su órbita elíptica, la cual hace que uno de sus lados --llamado perigeo-- se acerque más que su otro lado --llamado apogeo. La luna llena ocurre cuando la Luna aparenta estar en oposición al Sol. 

Las superlunas en realidad no son nada raras, una ocurrió el pasado 16 de octubre y otra más sucederá el siguiente 14 de diciembre. Lo notable de esta ocasión es que la luna llena ocurre tan sólo 2 horas después del perigeo, convirtiéndola en una notable fiesta para el deleite visual astronómico. 

El enorme tamaño de las superlunas puede ser incluso magnificado cuando se observan cerca del horizonte, lo que crea una ilusión óptica de mayor tamaño.

Esperemos que este 14 de noviembre se pueda gozar de un cielo despejado en las diferentes ciudades del mundo para poder observar a la Luna, siempre la más bella.