*

X

Británico podría ser el primer paciente de VIH en la historia que se cura

Salud

Por: piJamasurf - 10/02/2016

Por primera vez en la historia el VIH desaparece completamente de la sangre de una persona infectada

En lo que podría ser un acontecimiento por demás histórico y celebrado por todos alrededor del mundo, se ha reportado que por primera vez en la historia del VIH, un paciente británico de 44 años parece que ha erradicado por completo el virus de su sangre. 

Cabe señalar que no sería la primera vez que se lanza una falsa alarma respecto a la obtención, finalmente, de la cura contra el VIH. Sin embargo, en esta ocasión se trata de un nuevo tratamiento que desde el principio mostró señales positivas. Y por lo pronto no existe prueba que se le haya aplicado a este señor y que resulte positiva.

A decir de Sarah Knapton, editora de ciencia del diario británico Telegraph, existen buenas probabilidades de que se confirme que la medicina por fin logró derrotar una de las enfermedades más complejas y que mayor sufrimiento han traído en las últimas décadas. Por lo pronto las pruebas han desatado una verdadera movilización entre científicos, y están siendo analizadas por personal de las universidades de Oxford, Cambridge, King's College e Imperial College London.

Según la profesora de esta última universidad, Sarah Fidler, esta nueva terraza esta diseñada para eliminar todos los virus contenidos dentro del espectro VIH, incluso los pasivos:

Ha funcionado en el laboratorio y hay bastante evidencia para creer que funcionará también en los humanos. pero también hay que aclarar que aún resta un largo camino para que esto se consolide en una terapia. Continuaremos con las evaluaciones médicas por los siguientes cinco años y por el momento no recomendamos suspender los actuales tratamientos pero en un futuro, dependiendo de los nuevos resultados, lo consideraremos.  

 

 

Cómo la soledad afecta el sistema inmune

Salud

Por: Pijamasurf - 10/02/2016

Sentirse solo afecta la expresión genética del sistema inmune. Esto es particularmente un problema que asola a los ancianos, pero puedes hacer una diferencia muy fácilmente

Sentirse solo puede ser uno de los principales factores que contribuyen a una salud deficiente. Esto ha sido reforzado por diversos estudios, uno muy popular realizado por la Universidad de Harvard mostró que las personas que tenían conexiones íntimas a lo largo del tiempo vivían más años. Más recientemente, un equipo de investigadores de las Universidades de California y de Chicago estudiaron a 141 personas para correlacionar sus niveles autopercibidos de aislamiento social y la expresión de más de 400 genes del sistema inmune.

Las personas que reportaron sentirse más aisladas mostraron tener más actividad en los genes responsables de la inflamación, mientras que los genes relacionados con la defensa de infecciones virales estaban menos activos. Esto claramente indica una correlación entre personas que sufren de aislamiento social y la propensión a la inflamación y un sistema de defensa más bajo, lo que coincide con observaciones previas sobre la mayor tendencia en personas de la tercera edad que viven solas a reportar enfermedades que van desde la gripe hasta la demencia senil y que se traduce en mayores indices de mortalidad. Queda claro que el ser humano es un animal social, y la salud no está desconectada de los aspectos emocionales y psicológicos de cómo se perciben las personas. La conexión humana es el mejor placebo.

Psicólogos como Viktor Frankl o Carl Jung, entre otros, han enfatizado la importancia que tiene el significado en la vida del ser humano, y una persona aislada, sin conexiones íntimas con las demás, difícilmente puede encontrar significado en sí misma, especialmente cuando sus facultades disminuyen y pierde capacidad de trabajar (y encontrar un propósito existencial en el trabajo).

El estudio en cuestión se reforzó con una observación similar en macacos Rhesus. Un grupo de estos monos fue aislado y otro fue expuesto a nuevas relaciones sociales. Los macacos que tuvieron una vida social más rica también manifestaron una mayor circulación sanguínea de monocitos, células inmunes de primera importancia en el sistema de defensa. 

Existe un creciente consenso científico en el que, a diferencia de lo que se pensaba hace algunos años, el sistema inmune está modulado por factores sociales y emocionales y esto debe de tomarse en cuenta en el diseño de planes de salud. The Atlantic narra el caso de un plan de apoyo social, en el que ancianos en asilos no sólo reciben de voluntarios verduras y frutas crecidas localmente, sino que al entregar la comida se pasa un tiempo con ellos, compartiendo alimentos o té. Este detalle de pasar el tiempo, conversar y atender a personas de la tercera edad puede hacer toda la diferencia en su salud. Y esto es algo que todos nosotros podemos hacer, sin que nos cueste mucho tiempo ni trabajo: elegir a alguien que esté muy sólo y simplemente acompañarlo y tratar de crear una conexión empática con él. Eso es algo real y fácil de hacer con lo que podemos ayudar a alguien (y con ello nos estaremos ayudando a nosotros mismos, según enseñan el budismo y otras religiones, ya que la compasión es una forma de purificar nuestra mente y de generar mérito y virtud).

 

También en Pijama Surf: Cómo mantenerte sano incluso si comes chatarra, fumas, no haces ejercicio y bebes