*

X

Hoy hace 61 años Gordon Wasson se convirtió en el primer extranjero en comer hongos con María Sabina

Psiconáutica

Por: pijamasurf - 06/29/2016

Uno de los viajes de hongos más importantes en la historia moderna de las sustancias psicodélicas

Una velada del 29-30 de junio de 1955 el micólogo, periodista y banquero estadounidense Robert Gordon Wasson participó en una ceremonia de hongos psilocybe en Huautla de Jiménez, México, iniciando lo que sería una legendaria práctica entre turistas psicodélicos, académicos y hasta rockstars. Wasson es una de las figuras claves en la revolución psicodélica de los 60 al abrir brecha para que otro académico, el doctor Tim Leary, buscara la misma experiencia mágica en nuestro país, el detonador de su cruzada por expandir la mente de una nación con LSD. 

La curiosidad de Wasson por los hongos alucinógenos había sido picada por una carta del poeta Robert Graves y por el trabajo del etnobotánico de Harvard Richard Evans Schultes, quien mencionaba los en ese entonces legendarios hongos usados por los aztecas. Fue en al principio de los 50, cuando Wasson era vicepresidente de J&P Morgan, que inició sus viajes a México.  

Wasson había presenciado una ceremonia en 1953 pero no había participado. Sin embargo, después de haber localizado el lugar donde se realizaban estas ceremonias en la Sierra Mazateca de Oaxaca, en 1955, junto con el fotógrafo Allan Richardson, pudo probar las mieles del mítico teonanácatl (la carne divina). La historia de cómo logró conocer a María Sabina es un tanto oscura: Wasson se presentó en la sede municipal y le dijo a un oficial llamado Cayetano Mendoza que sabía que ahí se realizaban ceremonias con hongos. Según cuenta John Allen en su libro Mushroom Pioneers, Mendoza, sorprendido y quizás asustado, no supo reaccionar más que llevándolo a casa de una "sabia", quien podía revelare el secretos de los nti xi tjo. María Sabina luego contaría que se sintió obligada a darle acceso a Wasson --quien se convertiría en su amigo-- por ser llevado por una autoridad. El filtro de la historia haría controversiales las subsecuentes expediciones de Wasson ya que algunas de éstas fueron infiltradas y fondeadas --inadvertidamente para Wasson-- por la CIA, como parte del programa secreto de control mental MK ULTRA. Comúnmente se cree que Wasson no sabía esto y simplemente aceptó los generosos fondos provistos por el científico James Moore; no obstante, el conspiranoico John Marks considera tener pruebas de que Wasson trabajaba para la CIA.

En lo que es la primera descripción académica de un viaje de hongos, Wasson escribió:

Los patrones se convertían en estructuras arquitectónicas, con columnatas y arquitrabes, patios de un esplendor majestuoso, orfebrería en tonos brillantes --oro, ónix y caoba-- todos armoniosa y astutamente arreglados, la más deliciosa profusión extendiéndose en todas direcciones. Estas visiones arquitectónicas parecían orientales, aunque en cada etapa notaba que no podían identificarse con ninguna región oriental en particular.

Wasson quedó sumamente impresionado con los hongos y con la curandera María Sabina; recomendaría la experiencia a intelectuales y celebridades, siendo él mismo sumamente influyente como parte de una élite cultural económica. Su impresión lo llevaría más tarde a la conclusión de que los "hongos mágicos" eran la mítica bebida de los dioses que aparece en los himnos védicos, el soma y, junto con Albert Hofmann, a concebir la noción de que otro hongo, el cornezuelo de centeno, jugó un papel preponderante en los Misterios de Eleusis. Estas teorías no han podido comprobarse, aunque sin duda son fascinantes.

Steve Jobs considera haber tomado LSD una de los sucesos más importantes de su vida; el Dr. Hofmann le escrbió una carta antes de morir para que compartiera su experiencia

steveSteve Jobs, el CEO de Apple, ha dicho que considera que: "Tomar LSD es una de las dos o tres cosas más importantes que he hecho en mi vida" y que " Bill Gates sería un tipo más abierto si hubiera tomado ácido alguna vez". Algo que no pasó desapercibido para el Dr. Albert Hofmann, el creador del LSD, quien le escribió una carta Jobs para que relatara su experiencia positiva con el LSD. Y es que Hofmann, que murió el año pasado a los 102 años de edad, padeció buena parte de su vida la satanización de la revolucionaria sustancia que creó en un laboratorio en Sandoz, Suiza en los 40's. Hofmann incluso escribió un libro titulado "LSD: My Problem Child". El hijo problema de Hofmann lo llevó en muchas ocasiones ha ser discriminado por la comunidad científica, pese a que Hofmann era uno de los químicos más brillantes del planeta, que desarrollo otros fármacos importantes. Pero principalmente impidió que se utilizara el LSD en el tratamiento de enfermedades y addicciones y como agente terapeútico, puesto que, dicen, es sumamente peligroso para la sociedad. Hofmann, conciente de que el LSD y los psicodélicos fueron fundamentales en la construcción del espacio cibernético (la ciberdélica:"El Internet es el LSD de los 90's"), le escribió a Jobs para que compartiera su experiencia, en su intento de legitimar el uso psicoterapeútico del ácido lisérgico. Jobs al parecer no le contestó, demasiado ocupado batallando su problemas con sus problemas de salud o demasiado inmiscuido en el mainstream de su imperio multimillonario. Reproducimos la carta de Hofmann publicada en el Huffington Post:

Dear Mr. Steve Jobs,

Hello from Albert Hofmann. I understand from media accounts that you feel LSD helped you creatively in your development of Apple computers and your personal spiritual quest. I'm interested in learning more about how LSD was useful to you.

I'm writing now, shortly after my 101st birthday, to request that you support Swiss psychiatrist Dr. Peter Gasser's proposed study of LSD-assisted psychotherapy in subjects with anxiety associated with life-threatening illness. This will become the first LSD-assisted psychotherapy study in over 35 years.

I hope you will help in the transformation of my problem child into a wonder child.

Sincerely,

A. Hofmann

hillsdalelsd

La reacción de Jobs en el Huffington Post

What the Dormouse Said: How the 60s Counterculture Shaped the Personal Computer

Historia del LSD y contenido relacionado