*

X

"World of Tomorrow", uno de los mejores cortometrajes de ciencia ficción de la historia

Arte

Por: pijamasurf - 04/26/2016

El poder de la animación 2D en un corto que imagina un distópico futuro con humor y una genial economía visual

Screen shot 2016-04-26 at 6.07.28 PM

Con sólo 17 minutos, World of Tomorrow abre una inagotable bóveda de ideas y reflexiones sobre el futuro del ser humano en un mundo que apuesta de manera irreprimible por la tecnología. Esta película corta tiene una estética contrastante utilizando una animación en 2D para retratar las cosas más fantásticas del futurismo, siempre con buen gusto, minimalismo y una especie de magia de frugalidad, logrando poéticos escaparates que ilustran geniales diálogos entre una niña y su clon del futuro.

La película de Don Hertzfeldt es una versión condensada y llena de humor de la visión transhumanista en la que la conciencia humana podrá ser trasvasada a vehículos tecnológicos, de un mundo posbiológico en el que interactuaremos casi exclusivamente a través de realidades almacenadas en computadoras. Los dos grandes temas de la película son el absurdo a lo que puede llegar esto y la conmovedora nostalgia perpetua de un clon que está cada vez más lejos de su origen humano (siendo una copia de una copia por generaciones). En el futuro la gente paga buen dinero por adquirir memorias, las cuales son atesoradas en un cubo negro. En el futuro, sugiere la visión distópica de Hertzfeldt, los restos de "la vida real" sólo podrán observarse en museos. 

555705466_640

El cortometraje evoca, en lo que podemos llamar la perpetua nostalgia del clon, novelas como Never Let Me Go de Kazuo Ishiguro y La Possibilité d'une île de Michel Houellebecq. Su genialidad yace en la forma en la que resuelve la narrativa ilustrando con infantiles  garabatos lo que va diciendo, demostrando que el dibujo tiene un poder extraordinario para comunicar con unos pocos trazos toda la complejidad tecnológica que se describe y crear una analogía externa de las emociones.

World of Tomorrow puede verse en Vimeo on Demand  y también en Netflix.

Escucha cómo "Comfortably Numb" se vuelve "Purple Rain" en este fino tributo de David Gilmour (VIDEO)

Arte

Por: pijamasurf - 04/26/2016

David Gilmour de Pink Floyd nos regala una sutileza en tributo a Prince, en su reciente concierto en el Royal Albert Hall

La reciente muerte de Prince ha desatado una serie de tributos y homenajes a este cantante estadounidense, pero seguramente ninguno más fino que el de David Gilmour en el Royal Albert Hall de Londres este domingo por la noche en un concierto que por sí mismo resultaba atractivo, pero que contó con un genial detalle.

En un zurcido musical invisible, Gilmour trasformó uno de los clásicos de Pink Floyd, "Comfortably Numb", en la emblemática "Purple Rain" de Prince. Un elegante homenaje sin palabras, mayormente con guitarras y una luz que se tiñó de morado al mismo tiempo que la emoción del público también cobraba un tono de nostalgia y euforia combinadas al final del arcoíris.

Es interesante ver cómo al principio muchos de los asistentes no notan el cambio y luego empiezan a "agarrar la onda", y es que de hecho "Purple Rain" se convierte así en una extensión instrumental de "Comfortably Numb", una genial sutileza. A diferencia de otros tributos, Gilmour fue menos explícito y así mantuvo su propia esencia, mostrando su virtuosismo.

 

También en Pijama Surf: Cómo cambió la vida de Prince al convertirse en testigo de Jehová