*

X
Un compendio casi definitivo y por momentos sinceramente épico para apreciar la obra itinerante del bardo psicodélico, Terence McKenna

Ayer 16 de noviembre se cumplieron 78 años años del nacimiento de Terence McKenna, el gran psiconauta que unió diversos conceptos filosóficos bajo la narrativa de la experiencia del éxtasis y la revelación de las plantas psicodélicas. McKenna se convirtió en una de las estrellas del internet en los 90, cuando este medio parecía ser una alternativa para el consumo de información que era anatema en la televisión y realmente parecía ser el "LSD de los noventa", en palabras de Tim Leary.  

El documental El objeto trascendental al final del tiempo celebra a McKenna reuniendo lo mejor del material que lo llevó a ser una fuerza memética propulsora del cuestionamiento de la cultura dominante, a la manera de un "greatest hits", con una duración de 3 horas y media en las que podemos revisar la mayoría de los temas recurrentes en la visión de McKenna --con una fuerte dosis de epifanías-- y acercarnos a su personalidad, siempre combinando un humor cannabinoide (el bufón de la Diosa Madre) con los altos vuelos del pensamiento racional psicodélico (ese híbrido único entre la sabiduría libresca y la exploración hacia los terrenos más terroríficos y fantásticos de la mente que el bardo de Colorado encarnó). El documento es realmente valioso como un compendio de sabiduría cifrada en pláticas y soundbytes --"rap, rant y rave"--, la materia prima de la exposición de McKenna, como ocurría en los Upanishads, sentarse cerca y conversar encendiendo la mecha a un lado de la fogata del sueño de la historia donde las imágenes de la eternidad se vuelven visibles y deben de ser comunicadas. Más que sus libros, esta es la obra de McKenna, la experiencia directa de lo sentido --un medio caliente-- que revive el origen de la conciencia y el lenguaje. (al final del artículo un índice del contenido del video, para surfear temas).

 

Tim Leary lo introduce un poco en broma y le pasa el báculo del bardo psicodélico: "Terence McKenna es una de las cinco 0 seis personas más importantes del planeta, en verdad no puedo acordarme de ninguna otra (tengo pérdida de la memoria de corto plazo)". Leary sugiere que McKenna es una versión de él mismo, sólo que más actual, parte de un mismo hilo histórico. Las perlas de McKenna tienen que ver con recordarnos que "toda nuestra energía y sabiduría viene de nuestras reinas sinergísticas: las plantas... ¡un aplauso para las verduras!... lo que hemos olvidado es que además de darnos alimento y de haberlas usado en forma de leña para encender el fuego, las plantas nos han dado el regalo de la visión, la iluminación... a través de la historia han sido las antorchas y faros, y ha sido siempre una mujer la que toma esta maravilloso vegetal y nos dice: 'ilumínense"'.

 

Sobre la evolución y la teoría del mono dopado

"Es posible argumentar que el lenguaje mismo es una habilidad que fue coaccionada de una especie primate que evolucionó por el hecho de que tomaba plantas psicodélicas en su dieta. La psilocibina en bajas dosis, se ha demostrado, aumenta la agudeza visual. En ese estado evolutivo en el que nos encontramos con la psilocibina, siendo una manada salvaje de primates en África, en esa situación, un compuesto que agudiza los sentidos significa una gran ventaja y esos animales que no lo incluyen en su dieta pueden ser eliminados del escenario evolutivo... es posible argumentar que esta cualidad que manifiesta la mente de los psicodélicos en realidad confirió una ventaja evolutiva a algunos primates que se catapultaron a un estado más alto de autorreflexión y podría ser el trasfondo detrás de las diosas del ganado y los hongos como muestran pinturas rupestres en algunas cuevas... el misterio está relacionado con el ganado y este con la Gran Diosa Madre, tal vez la trinidad en este sentido está completada por el hongo... los hongos crecen en el abono del ganado.. una relación simbiótica entre plantas y primates pudo haber catalizado la evolución del hombre".

"Toda la biología en cierto sentido es una conquista de la dimensionalidad... un ascenso filogenético".

"Los animales somos una estrategia [de la mente del universo] para conquistar el tiempo-espacio".

 terrence2

Sobre la alquimia 

“Hemos entendido que la alquimia no era el trabajo de la transmutación de metales en oro, sino una especie de danza de la imaginación donde los procesos psicológicos dentro de los alquimistas se entrelazaban, amalgamándose con procesos químicos creando una mitología de la materia, un paisaje donde el león verde, el dragón rojo, la reina hermafrodita, el perro de cuatro cabezas… eran figuras fluyendo en las especulaciones febriles de los filósofos… La creencia era que el hombre podía trabajar con la naturaleza, en completa sociedad con el proceso divino y redimir la luz caída en la materia y de esta forma redimirse a sí mismo”.

“Los alquimistas laboraron durante siglos padeciendo el tormento del sulfuro, el tormento del cinabrio, buscando el auriga triunfal del antimonio, buscando la quintaesencia que representa la unión de todo el mundo…”.

“Los filósofos alquimistas vivían en un sueño despierto y muchas de sus recetas estaban diseñadas para disolver las fronteras entre la vigilia y el sueño. Las etapas de la gran obra empezando en el nigredo, el ennegrecimiento; el rubedo, enrojecimiento; el citrinitas, amarillamiento; el viriditas, el verdecimiento; y finalmente el albedo, el emblanquecimiento y la purificación (o ablutio), con subetapas de  disolución, coagulalción y refinamiento de contenidos psíquicos que culmina en el “hidrólito sófico”.

 

Sobre la cultura 

"La cultura provee una serie de reglas para que no tengas que pensar y una serie mitos para que no tengas que volver a pensar. La cultura provee todas las respuestas... Pero nos podemos dar cuenta si vivimos lo suficiente que esto es una farsa, nos damos cuenta que aquello por lo que supuestamente trabajamos en realidad no vale la pena, nos damos cuenta que nuestros políticos son bufones, nos damos cuenta que los científicos sólo buscan crear una buena reputación, nos damos cuenta que todas las organizaciones se corrompen por la ambición, ¿se dan cuenta, no? Y descubrir esto significa que estás alienado, descubres que el BMW, el diploma de Harvard, todas esas cosas son patrañas... y en realidad la mayoría de las personas no tiene idea de qué se trata el mundo y se la pasa decidiendo qué tenedor usar".

"La batalla sucede a un nivel lingüístico, porque lo que no podemos decir y no podemos comunicar... [no lo podemos repetir e inseminar en los demás para expandir el paso de la información hacia la conciencia]...  el astronauta interno de los psicodélicos ve cosas que nadie jamás ve, pero esto no tiene significado si no se puede llevar de regreso a la colectividad".

"Para salir de esto se necesita coraje porque tienes que darle la espalda a tu cultura... una forma de hacer esto es si todos usan gris usar verde, pero otra forma es romper sus leyes".

"Disolver fronteras es la libertad y esto es lo que queremos hacer, disolver fronteras entre los ricos y los pobres, entre los muertos y los vivos... [los psicodélicos son tecnología para disolver fronteras]".

Nuestro rol: "acelerar la velocidad a través de la cual la naturaleza puede expresarse a sí misma [a través de nosotros]".

Sobre el hongo

"Aprende a ver en la oscuridad, el streaming en las cejas de los hongos y luego las olas, hasta que se anuncia el tsunami, alaridos, y no hay nada que hacer más que entregarte y pedir que no te lastime, es como observar una explosión termonuclear prístina y piensas que esta explosión debe de haberse sentido en todo el mundo y luego se disuelve la frontera y no hay tú y yo, sujeto y objeto".

"Le puedes hablar a los hongos y decirles: "Sé MDMA" y será MDMA... pero si le dices "Muéstrame quién eres", puede ser aterrador y verás una inteligencia galáctica que conoce la historia de millones de civilizaciones".

 

Sobre la vida después de la muerte

"La naturaleza no desperdicia la conciencia lograda con la muerte".

 

La religión psicodélica (el retorno de lo arcaico)

"En todas las tradiciones religiosas que vi las personas quieren más información, nuevas posturas, enseñanzas secretas, acelerar su desarrollo espiritual... la experiencia psicodélica es una puerta abierta... y lo que buscas más bien son los frenos para poder detenerte y poner atención [ante la explosión de la supercarretera holofractal de los símbolos de la eternidad]".

"La naturaleza es dios, estamos buscando al Leviatán, esto es lo que nos dice Moby Dick".

transcendental

El objeto trascendental al final del tiempo

"El proceso en el universo no está conduciendo los eventos desde el pasado sino que es llamado por un atractor trascendental que está por delante de nosotros". Tenemos la oportunidad de "exteriorizar el alma humana al final del tiempo y abrir la puerta violeta del hiperespacio".

"La historia es el desenvolvimiento del sueño colectivo de nuestra especie en el espacio-tiempo".

La visión profética de McKenna, que devino en new age y en el culto del 2012, estaba basada en una mezcla de las ideas de Alfred North Whitehead, la singularidad tecnológica (ley de Moore), el I Ching y la matemática fractal. El aumento de información y autorreflexión de este objeto transdimensional escatológico era tal que al final en un microsegundo se descargaba toda la historia del universo entero y estallaba en una nueva explosión cósmica (un amanecer galáctico). La "timewave zero" es la máquina Aleph de Mckenna, el sueño de que esta visión de la totalidad en cada parte, el holograma en el quantum,  ya no fuera un secreto místico sino una experiencia tribal global, como un viaje de DMT perpetuo, el punto Omega que hace uróboros con el Alfa. Aquí los críticos de McKenna notarán una especie de fanatismo proyectado a su piedra filosofal: las drogas psicodélicas como herramienta de revelación, de dilucidación apocalíptica. Sin embargo, más allá de que estas fueron sacralizadas dentro de la filosofía tecno y neopagana de McKenna, su análisis no es invalidado por el medio que utiliza, por el tipo de nave que aborda para llegar al centro de la galaxia. Este es el gran valor de McKenna, en la tradición socrática que tanto celebraba Leary de "cuestionar a la autoridad y pensar por ti mismo", una crítica de la cultura y una propuesta de fuga, un programa alterno para vivir y sentir el misterio de otra forma más cercana al origen.

Twitter del autor: @alepholo

Mapa de contenido del video

The Transcendental Object At The End Of Time

Part 1: Introduction 2:32
Part 2: Human Evolution 10:10
Part 3: Alchemy 15:02
Part 4: Plants 28:26
Part 5: Psychedelics 30:33
Part 6: Culture 34:25
Part 7: Psilocybin 39:48
Part 8: Leaving History 45:16
Part 9: How do you communicate with the mushroom? 51:23
Part 10: What is the voice? 54:18
Part 11: Conversation with Ram Dass 57:51
Part 12: DMT 1:09:46
Part 13: The DMT Experience 1:12:42
Part 14: Rupert Sheldrake and Ralph Abraham 1:26:46
Part 15: Rap, Rant, Rave 1:38:38
Part 16: The Big Bang 1:52:35
Part 17: Humanity 1:57:07
Part 18: "Why is it important for you to do this?" 2:02:38
Part 19: The Good, The True, and The Beautiful 2:12:30
Part 20: Kathleen Harrison 2:15:10
Part 21: Bad Trip 2:17:34
Part 22: High Water Weirdness Event 2:20:57
Part 23: The Promise Of Art 2:26:00
Part 24: Cannabis 2:35:45
Part 25: From Monkeydom To Starshiphood 2:41:41
Part 26: The Transcendental Object At The End Of Time 2:47:10
Part 27: Last Thoughts 2:51:12
Epilogue 3:10:20

 

  

Un estudio de 1963 reveló que los efectos alucinógenos de la dietilamida de ácido lisérgico eran posibles en personas invidentes

artwork-j-01

Es extraño que poco se haya profundizado en los estudios que pudieran señalar si las percepciones extrasensoriales logradas algunas veces con alucinógenos en personas saludables son posibles en aquellas que carecen de alguno de los cinco sentidos, como es el caso de la vista, considerado el más importante para la formación de la percepción espacial y temporal de la realidad.   

Un estudio de 1963 publicado por el archivo de Oftalmología reveló que los efectos alucinógenos de la dietilamida de ácido lisérgico eran posibles en personas invidentes dependiendo las causas que originaban la ceguera y si los sujetos habían tenido experiencia visual posterior a los 2 años de vida. 24 participantes fueron sometidos al experimento realizado con el método de doble ciego controlado por placebo. Algunas de estas personas quedaron ciegas en algún punto de sus vidas, otras contaban con una vivencia de percepción visual nula. Las impresiones de los sujetos fueron evaluadas con electrorretinogramas antes y después de la dosis para comprobar si las alucinaciones visuales eran exclusivas de la retina o podrían deberse a la hiperactividad neuronal causada por la memoria.

Las estadísticas proporcionadas por los investigadores develan que algunos de los participantes eran capaces de experimentar alucinaciones visuales, generalmente de índole abstracta (manchas, luces, puntos y parpadeos) en el caso de los ciegos que poseyeron visión hasta la “infancia tardía”; personas con ceguera cortical, por ejemplo, causada por daño cerebral, en la que es posible aún visualizar siluetas  y sombras. Los ciegos desde el nacimiento o edad temprana no informaron alucinaciones visuales, quizás porque no gozaron de la suficiente experiencia visual para conjeturar la realidad como la conocemos, pero sí un incremento de alucinaciones en los demás sentidos -especialmente el auditivo y táctil-, en contraste con los invidentes mencionados primeramente.

Este aspecto es muy interesante, pues además de mostrar las habilidades adaptativas de los ciegos de visión nula en contraste con su función simbólica, evidencia la posibilidad de que también puedan alcanzar un estado omnisciente en donde la experiencia psicodélica no sólo se trate de los sentidos comunes, sino de una forma inmersa de tocar algunos puntos del subconsciente de una manera más pura. 

3rd-eyeLa mayoría de las alucinaciones causadas por psicodélicos transcurren en la mente fuera del espacio y tiempo real, nos despojan del yo corporal que poco a poco se diluye hasta perder la conexión con el mundo externo, perdiendo significado la dimensión percibida por los sentidos y dando lugar a la generación de un conocimiento extraído desde la visión “intueri” (mirar hacia dentro). Al parecer los investigadores concluyeron que la anatomía funcional de la retina no era necesaria para un cierto grado de alucinación visual, sin embargo se requería de una visualización previa para que esto ocurriera. Este campo aún permanece en el misterio y de ser minuciosamente estudiado podría darnos algunos facts interesantes para despojarnos de la semiótica usual a la hora de relacionar nuestra experiencia psicodélica con los agentes visuales percibidos en el exterior.