*

X

"Últimas palabras", una galería de escritoras suicidas con un extraño toque fashion

Por: pijamasurf - 06/24/2013

El último número de la revista VICE estuvo dedicado a mujeres escritoras. Pero su sección de moda le quitó el aliento a muchas personas, debido a que retrataba a modelos escenificando los últimos momentos de famosas (y no tan famosas) escritoras; tal vez el ejercicio no habría sido tan perturbador para muchos lectores si las imágenes no hubieran sido incluidas en la sección de moda, con descripciones de la ropa que usan las modelos en las imágenes, banalizando o trivializando los últimos instantes de vida de estas mujeres.

VICE ha retirado las imágenes de la versión en línea, luego de recibir airadas críticas de diversos medios y lectores. Los editores ofrecieron la siguiente explicación:

La sección de moda en VICE siempre es poco convencional y enfocada desde una perspectiva de arte editorial en lugar de la típica foto editorial. Nuestro principal objetivo es crear imágenes artísticas con un mensaje de moda que le sigue, no que lo precede.

"Last Words" ["últimas palabras"fue creado en esta tradición y enfocado al deceso de una serie de escritoras cuyas vidas hubiéramos deseado encarecidamente que no fueran cortadas de manera tan trágica, especialmente bajo su propia mano. Ya no mostramos "Last Words" en nuestro sitio web y nos disculpamos con cualquiera que se haya sentido lastimado u ofendido.

Y es que el otro aspecto del cruce entre las imágenes y la realidad es que los sobrevivientes de muchas autoras aún están vivos, como en el caso de Iris Chang, quien se quitara la vida en 2004. A pesar de que el suicidio como idea puede dar lugar a miradas estéticas y reflexivas, las imágenes de "Last Words", al enfatizar el aspecto fashion de manera provocadora, pueden sugerir mal gusto y, como dijimos antes, una banalización o excesiva romantización del suicidio. 

 

Todo el infierno contra un solo hombre: así combatió el ejército de Estados Unidos a un francotirador en Vietnam (FOTOS)

Por: pijamasurf - 06/24/2013

La Guerra de Vietnam fue uno de los episodios bélicos más importantes de la segunda mitad del siglo XX, en parte porque representó un fracaso a la política intervencionista del gobierno de Estados Unidos (en especial al que encabezó Richard Nixon) y sus intentos por frenar el surgimiento de regímenes de inclinación comunista.

Las imágenes que compartimos en esta ocasión pertenecen a un episodio muy específico de dicho conflicto y, hasta hace muy poco, permanecían inéditas. Se trata de la respuesta brutal que implementó el ejército de Estados Unidos destacado en Vietnam luego de que un francotirador enemigo se colara a la base de Phu Tai, en abril de 1970, por varias noches.

Las fotografías fueron tomadas por James Speed Hensinger, entonces un joven soldado de 22 años que, como otros de sus compañeros, se iba a la cama con el temor de que el sniper le perforara la cabeza con su AK-47.

El arma de Hensingerm, sin embargo, fue una cámara, una Nikon FTN de 35mm con la que tomó fotografías de larga exposición la noche en que las fuerzas armadas finalmente lanzaron el ataque desmesurada y prácticamente ciego contra un solo hombre que se delataba en la oscuridad de las montañas vietnamitas solo por el resplandor de su rifle al ser disparado. Apenas surgió este destello, el ejército estadounidense abrió la puerta a las llamas del infierno.

Irónicamente, el cadáver del francotirador no fue localizado. Según cuenta Hensingerm, a la mañana siguiente las patrullas de exploración solo dieron con un rastro de sangre sobre el suelo, pero del cuerpo nada.

[The Independent]