*

X

Soñar con animales podría ser una señal de neurodegeneración

Por: pijamasurf - 05/28/2013

¿Es posible diagnosticar enfermedades neurodegenerativas debido al contenido onírico de los pacientes? Antes de responder esta pregunta la ciencia considera varios factores.

parkinson

La enfermedad de Parkinson es un laberinto que tiene a la comunidad científica en busca de una cura desde hace décadas, y aunque un tratamiento preventivo y 100% efectivo no ha sido desarrollado aún, la investigación en torno a ella ha abierto fascinantes vias de investigación. Por ejemplo, en cuanto a la relación entre la calidad del sueño que tenemos y el desarrollo de la enfermedad, además de ciertos contenidos oníricos que parecen presentarse especialmente en algunos pacientes.

En un estudio dirigido por Paulo Bugalho y sus colegas del departamento de neurología del Hospital de Egas Moni, Portugal, se analizan los desordenes de sueño y contenido onírico de 19 pacientes de la enfermedad de Parkinson, los cuales se comparan con 21 sujetos de un grupo de control.

Los sueños de ambos grupos fueron clasificados según el sistema de Hall y Van de Castle, un sistema que sirve para catalogar los sueños de una manera sistemática. Su estudio mostró, entre otros aspectos, un patrón en los pacientes de Parkinson: sus sueños incluyen la aparición de animales y frecuentemente la agresividad física.

La investigación sobre la enfermedad de Parkinson ha propuesto que los sueños sumamente vívidos, las alucinaciones y la degeneración de las funciones cognitivas son etapas sucesivas de la enfermedad; sin embargo, tal vez por la dificultad intrinseca de organizar los sueños de las personas, poco se ha hablado sobre si el contenido de los sueños puede revelar el estado de los pacientes.

El estudio de Bugalho pretende caracterizar los sueños de pacientes en etapas tempranas de Parkinson y relacionarlos con otros síntomas de la enfermedad, como la coordinación cognitiva y motora, la depresión, el tratamiento dopaminérgico y la presencia de otros desórdenes de sueño. Estos desórdenes han sido abordados también en otras investigaciones sobre trastornos neurodegenerativos como el Alzheimer para tratar de encontrar una relación entre los contenidos oníricos y la aparición de estas temidas enfermedades.

Para Bugalho, la presencia de escenas de agresividad además de los animales en el contenido onírico de los pacientes de Parkinson "están relacionadas con disfunciones severas en [el cortex] frontal", una zona del cerebro ampliamente asociada al avance de la enfermedad. La corteza frontal, para Bugalho, podría ser el origen de los dramáticos cambios cognitivos y de coordinación motriz que sufren los pacientes de Parkinson. Las investigaciones no han sido concluyentes a este respecto, pero el contenido onírico podría ser un aliado invaluable para seguir analizando las causas del mal de Parkinson, que afecta al menos a 10 millones de personas en el mundo.

[NCBI]

¿La molécula del espíritu? Comprueban que el DMT se produce en la glándula pineal

Por: pijamasurf - 05/28/2013

Científicos comprueban que la glándula pineal, el mítico asiento del terecer ojo, produce DMT, una de las sustancias psicodélicas más poderosas y enigmáticas del planeta.

Picture 129

Desde el trabajo científico del Dr. Rick Strassman en la década de los 90 administrando DMT se había popularizado la creencia de que el DMT se secretaba en el cerebro humano dentro de la glándula pineal. Strassman había sugerido la hipótesis de que el DMT se generaba en esta glándula, considerada históricamente como el asiento del tercer ojo  pero no había ninguna prueba hasta el reciente trabajo del Dr. Jimo Borjihin de la Universidad de Michigan.

La investigación publicada en la revista Biomedical Chromatography documenta la presencia de DMT en las glándulas pineales de ratas vivas. Según los investigadores el descubrimiento de la glándula pineal como fuente de DMT  "refuerza la idea del rol de esta enigmática glándula en estados de conciencia inusuales". Se ha vinculado al DMT con la generación de imágenes en los sueños, con los estados de conciencia que generan las experiencias cercanas a la muerte y todo tipo de experiencias místicas.  El Dr. Strassmann llamó al DMT, "la molécula del espíritu", aludiendo al llamado terecer ojo u ojo espiritual donde se ubica el 6 chakra ajna en algunos sistemas budistas,. Strassman incluso vinculó la formación de la glándula pineal, la cual se vuelve patente a los 49 días de desarrollo fetal, con la reencarnación, ya que este periodo de tiempo es el mismo que, según el Libro Tibetano de los Muertos, tarda un alma en volver a habitar un cuerpo.

El siguiente paso es determinar si existe presencia de DMT en el fluido cerebroespinal, la cual podría ser una ruta para que la síntesis de DMT pineal afecte la función cerebral.

{Cottonwood Research Foundation]