Pijama Surf

Pasado como escort persigue a Giselle Arellano Ávila, política mexicana del PAN (FOTOS)

Haber trabajado como dama de compañía para dos casas de citas podría truncar la carrera política de Giselle Arellano Ávila, joven panista que aspira a convertirse en diputada local en el estado de Zacatecas.

Por: pijamasurf - 13/03/2013 a las 17:03:45

escort_diputada_pan

Lamentablemente en México el ejercicio profesional de la política se ha caracterizado, casi desde siempre, por estar salpicado de personajes sui generis, una lotería esperpéntica en la que no faltan ni los monstruos ni los bufones.

En este contexto, recientemente ha destacado el caso de Giselle Arellano Ávila, nativa del estado de Zacatecas, al norte del país, que se ha registrado como precandidata a diputada local por el Partido Acción Nacional, cargo que posiblemente no obtenga luego de que se revelara su pasado como “escort”, dama de compañía alguna vez adscrita a las casa de citas Sinners & Saints Mansion Parties y Zajur Enterprises LLC.

Como parte de este trabajo, la joven panista protagonizó videos en donde, por ejemplo, aparece en lencería, en otro vistiendo un sensual disfraz de ángel y acompañada de otras dos mujeres jóvenes.

escort_diputada

La revelación obedece con toda probabilidad a la rivalidad y la ambición propias de este ámbito —lo cual, posiblemente, añade otro elemento poco halagador para la política mexicana.

Resulta un tanto contrastante que el Partido Acción Nacional, conocido por su conservadurismo, haya reclutado a sus filas a esta joven, que aparentemente llevó una vida más lasciva de lo que se acostumbra dentro de los códigos del PAN. Aunque también es posible que en casos de votos la moral poco vale para estos políticos, y quizás siguiendo con la confusión que les caracteriza los pulsos de tendencias en medios y en consumo de información consideraron que el atractivo físico –o una seducción subrepticia patente en Giselle– podía rendirles dividendos.

Con información de Zócalo


Comentarios

  1. Paco dice:

    Error ortográfico espantoso en el último párrafo. Haya, no halla. Aguas.

  2. gabi dice:

    Extraño es que utilicen una palabra tan rebuscada como “subrepticia” cuando escribien “halla” en lugar de “haya”. Falta de seriedad.

    “…también es posible que en casos de votos la moral poco vale para estos políticos…” Obvio. Los políticos no saben de moral, a diferencia de muchas damas de compañía. Elevemos el juego, por favor.



Comenta

Tu email no será publicado. Datos Obligatorios*