*

X

El ser humano evolucionó gracias al calentamiento global, propone científico

Ciencia

Por: pijamasurf - 03/21/2012

Investigación reciente ofrece pistas sobre la evolución de los homínidos hasta el Homo sapiens y sus vínculos estrechos con un proceso de calentamiento global.

Varios científicos han insistido desde hace tiempo en que el calentamiento global es un fenómeno natural que se ha repetido en varias ocasiones en toda la historia del planeta. Y aunque esta teoría se esgrime casi siempre para refutar a los agoreros del apocalipsis ambiental, en esta ocasión dicho hecho científico se relaciona con la evolución misma de nuestros antecesores más directos, los homínidos que al final resultarían en el Homo sapiens.

John Stewart, investigador en la Universidad Bournemouth, dirigió un estudio en el que se asegura que los procesos de calentamiento y enfriamiento propios de las edades del hielo contribuyeron a la dispersión no solo de especies animales por todo el territorio terrestres, sino también de las especies humanas, en algunos casos con consecuencias no del todo favorables para algunas de ellas.

“Hemos intentando explicar de sobra lo que sabemos sobre el humano, incluendo la evolución y la extinción de los Neandertales y los Denisovans (un grupo recientemente descubierto en siberia), así como la forma en que estos se mezclaron con las poblaciones más modernas que recién habían dejado África. Todos estos fenómenos se han puesto en contexto por cómo los animales y las plantas reaccionaron al cambio climático. Pensamos al humano desde una perspectiva de lo que sabemos sobre otras especies”.

Según esta propuesta, el cambio climático sería una de las fuerzas principales detrás de la mayoría de estos procesos evolutivos, incluyendo la distribución geográfica de las especies del planeta, así como el momento y lugar en que estas desaparecieron o se relacionaron con otras.

[Disinfo]

Investigador codifica algoritmo para afinar instrumentos musicales

Ciencia

Por: pijamasurf - 03/21/2012

Investigador alemán encuentra en el concepto de "entropía de Shannon" el fundamento para el algoritmo que quizá reemplace al ser humano por una máquina en una habilidad que creía talento exclusivo: la afinación de instrumentos musicales.

Si algo nos ha enseñado la computación y la informática es que todo es susceptible de reducirse a un algoritmo, una serie ordenada de pasos que al completarse deviene un resultado conocido: un comportamiento, una decisión, una respuesta, cualquier cosa.

En este sentido había hasta ahora una habilidad que parecía inasequible aun para las más avanzadas máquinas de procesamiento de datos, una en apariencia bastante sencilla que sin embargo los dispositivos computacionales habían encontrado indescifrable: la afinación de un instrumento musical.

La sensibilidad auditiva y el entrenamiento adecuado se han conjugado casi desde el descubrimiento mismo de la música (actividad humana donde las haya) para dictaminar el tono adecuado en que un instrumento musical sonaría bien afinado.

Ahora dicho cálculo que parecería manado de un talento especial (como en parte lo es), parece que ha sido decodificado por una secuencia que remplaza la habilidad auditiva para determinar lo adecuado de un sonido con un algoritmo que minimiza la “entropía de Shannon” que el sonido de un instrumento emite (la “entropía de Shannon” se refiere a la cantidad de información que se pierde antes de la recepción). Para llegar a esto Haye Hinrichsen, de la Universidad Wurzburg en Alemania, encontró que la energía es mayor cuando las notas están desentonadas y, por el contrario, se reduce cuando entran en tono. El algoritmo aplica pequeños cambios azarosos a la frecuencia de una nota hasta que llega al nivel mínimo de entropía que es, en otras palabras, la frecuencia óptima de la nota.

En esta gráfica se comparan una persona con una máquina en su habilidad para afinar un instrumento. Y si bien el ser humano todavía sale avante de la prueba, quizá pronto no podrá decir lo mismo.

[Discover]