*

X

Encélado, la luna de Saturno, es el perfecto resort de esquí extraterrestre

Por: pijamasurf - 10/04/2011

La sonda Casini revela las particularidades de la nieve que generan los géiseres de Encélado en el sistema planetario de Saturno

¿Estas cansado de las pistas de esquí terrestres? ¿Simplemente no logras satisfacer tu deseo de nieve perfecta con un paisaje altamente estimulante? Hay un lugar ideal esperándote a solo 800 mil millones de millas, orbitando Saturno. Los géiseres de Encélado hacen que el agua llueva como nieve en la superficie lunar, creando una cama de nieve mágica para esquiadores de otro mundo.

La sonda Casini recientemente ha descubierto la naturaleza de estos géiseres cuyas erupciones disparan agua que llega hasta a Saturno.

La nieve que cae en Encélado está compuesta por partículas de apenas unas micras de tamaño y cubre campos de más de 90 metros de grueso, lo cual hace que sea probablemente la mejor nieve en polvo para esquiar en nuestro sistema solar (claro que hay que superar las temperaturas insoportablemente bajas y el 1% de la gravedad de la Tierra).

[io9]

 

Implante de senos salva la vida de mujer rusa acuchillada

Por: pijamasurf - 10/04/2011

Una mujer moscovita logró salvar su vida luego de que fue apuñalada por su esposo en el área donde se había implantado silicona (un regalo de su esposo).

Hay veces que, paradójicamente, esa grasa extra —o silicona— puede salvarte la vida. Este fue el caso de una mujer atacada con un cuchillo por su propio esposo en Moscú, que se salvó porque el hombre la acuchilló a la altura de sus senos... donde tenía unos implantes extra grande, talla D (o 4, según el lugar). Sus pechos gigantes habían sido regalo de su esposo.

El sitio de noticias Pravda reporta que que "la armadura" de silicona adquirida con el dinero de su enfurecido esposo bloqueó el apuñalamiento, impidiendo que el arma llegara a su tórax.

En febrero del año pasado, según el LA Times, una mujer también con implantes talla D recibió un impacto de bala en el pecho, pero la bala apenas desinfló el implante de silicona y dejó a la mujer solo con una cicatriz.  

Y aunque podríamos extraer la moraleja de que si eres una mujer en un ambiente peligroso tus implantes pueden funcionar como chalecos antibalas  (o salvavidas) y podrías convertirte en la heroina de una comedia pop decadente (adaptación de las aventuras de Pamela Anderson cazando malechores en una distopía), lo cierto es que los implantes de senos ponen en peligro más vidas de las que salvan, como es el caso de Sheila Hersey, la mujer que se aumentó los pechos para romper el récord del mundo y ahora se debate entre la vida y la muerte.

[Huffington Post]