*

X

Barely Feral: el sitio porno para gatos

Por: pijamasurf - 09/21/2011

Con el fin de responder a la pregunta de qué pasaría si hubiese un sitio porno de gatos para gatos, Barely Feral ofrece placer visual a los mininos que gustan de surfear en la Red.

sitio de erotismo para gatos Barely feral

Barely Feral es un Tumblr que funciona como una comunidad en donde decenas de usuarios colaboran publicando imágenes, y que apunta a un nicho peculiarmente definido: los gatos que gustan de disfrutar observar a otros gatos en sugerentes posiciones o incluso envueltos en actividades más explicitas, como practicar auto-sexo oral. 

Este sitio se define a sí mismo como la respuesta a la interrogante de qué pasaría si hubiese un sitio porno de gatos para gatos, y de algún modo responde a la frenética popularidad que los mininos han gozado desde que Internet invadió la vida (y la mente) cotidiana de una buena parte de la población mundial. Así que si tu gato disfruta, como muchos otros, de observar la pantalla de tu computadora mientras navegas por Internet, sería un gesto amable de tu parte regalarle unos minutos disfrutando de Barely Feral 

"Más allá del infinito": la fortaleza de espejos fractales de Serge Salat

Por: pijamasurf - 09/21/2011

La instalación "Beyond Infinity" del artista francés Serge Salat en Shanghai reproduce un infinito cromado de luces que sumergen al espectador en un espacio virtual de estimulación multisensorial.

Simulando un policromático y vertiginoso infinito, la instalación Beyond Infinity del arquitecto francés Serge Salat, en un centro comercial de Shanghai, busca ser una experiencia multisensorial en la que el espectador-participante se sumerge "en un viaje místico". Combinando espejos, luz LED, música y objetos fractales para inducir encantamiento estético y alucinaciones perceptuales, Salat trastoca el constructo espacial, que oscila entre un ambiente disco y el interior iterado de una dimensión puramente digital.

Dentro de la instalación la música y la luz se sincronizan para generar un simulacro de sinestesia en el que los visitantes se mueven a través de atardeceres artificiales ultravioletas y cruzan una "falla vertical infinita" que da la impresión de eliminar el espacio en el que caminan, como si se aventuraran al abismo de la Matrix.

 

Como es sintomático de nuestra cultura —en la cual el arte a gran escala solo se construye  si hace lucir a las corporaciones— esta instalación fue diseñada para promover objetos de consumo, en este caso automóviles Buick que  se mostrarán al público dentro de los confines de espejos fractales de colores luminosos, repitiéndose ad infinitum en la pupila metaestimulada de los potenciales compradores.