*

X
En un nefasto intento por controlar términos recurrentes en la vida cotidiana, la red social quiere derecho exclusivo sobre las palabras incluidas en su nombre

Si hay algo que no puede reprocharse a Facebook es su congruencia con una filosofía bastante cuestionable. Por lo general, cuando el nombre de esta red social llega a los encabezados, es por que esta siendo protagonista de algún acto lúgubre o, como en este caso, de una nefasta filosofía. Resulta que ahora los chicos de Facebook están demandando a todo aquel proyecto digital que utilice los términos “Face” y “Book” y han iniciado trámites legales para buscar el derecho exclusivo de utilizar estos términos en una marca.

Tras obligar hace un mes al sitio de viajes PlaceBook a cambiar su nombre, y demandar a los responsables de una aplicación digital llamada FaceCash, ahora Zuckerberg y compañía también han iniciado una ofensiva contra una red social de maestros llamada TeachBook. Y tal vez el mayor problema de esta tentativa es que uno de los dos términos que buscan monopolizar esta evidentemente ligado al mundo educativo, es decir la palabra book.

En fin, esperemos que la arquetípica narrativa de David y Goliat se replique en estos casos, y los pequeños proyectos independientes que están sufriendo el embate de Facebook logren derrotar al gigante.

Impregnada de una quimérica y musical esencia, Ping busca fusionar a una red social con un sistema de microblogging a través de atunes

Con iTunes como epicentro, e inspirada en las plataformas de Twitter y Facebook, nace Ping, la nueva red social de Apple en torno a la música. Steve Jobs fue el encargado de anunciar el lanzamiento de esta red que, según la marca de la manzana policromática podría revolucionar el mundo de la música.

Ping correrá dentro de la última versión del software de iTunes y básicamente enlazará a las personas en torno a los gustos musicales que comparten y los mantendrá actualizados sobre las nuevas producciones de sus interpretes favoritos. De acuerdo con Jobs, Ping permitirá a sus usuarios responder a tres preguntas: “¿Qué música están escuchando mis amigos? ¿Cuáles son las novedades de mis artistas favoritos? Y ¿A qué conciertos asistirán mis amigos?”.

Esta red social dedicada por completo a la música y, obviamente a su comercialización digital, te permitirá saber lo que escuchan las personas a las que sigues y qué es lo que están descargando, así como intercambiar reseñas, avisos sobre conciertos o lanzamientos, y recomendaciones.

El proyecto suena bastante interesante pero también es lamentable que vaya a regirse por la filosofía musical de Apple, la cual se caracteriza por un “frenéticamente mercantil” acercamiento a la música.

via Disinfo