*

X

Daniel Tammet, el savant y sinesteta capaz de prodigiosas operaciones mentales

Salud

Por: pijamasurf - 06/02/2010

Habla 11 idiomas pero puede aprender uno nuevo en una semana, es capaz de recordar más de 20 mil dígitos o substituir a una calculadora.

Los savants son personas que pese a padecr algun desorden mental, como el autimos, poseen una sorprendente habilidad o habilidades mentales específica.

Muchos de los llamados savants, capaces de realizar prodigios mentales de memoria u operaciones matemáticas extraordinarias describen su proceso mental como un enjambre de sinestesia. Tal es el caso de Daniel Tammet, un joven autista, para quien cada número entero del 1 al 10 mil tiene una forma, textura, color y sensación distintiva. Tammet describe a pi como un "paisaje deslizante lleno de colores cambiantes". Tammet aprendió islandés en un par de semanas y es capaz de realizar operaciones matemáticas como una calculadora.

Por ejemplo se le puede preguntar cuantos es 27 a la séptima potencia y te dirá en unos segundos 10,460,353,203.

Tammet puede aprender un idioma en 7 días y tiene el récord de momorización de decimales del Número π con 22.514 dígitos.

El profesor Allan Snyder, de la Universidad Nacional de Australia, explica que el caso de Tammet es único, porque mientras “los autistas generalmente no son capaces de describir cómo hacen lo que hacen -simplemente, llegan a ello- Daniel puede describir lo que su mente ve.

Personas como Tammet prueban que el cerebro humano es enormente subutilizado y es capaz posiblemente de superar a la computadora más veloz si se usa a toda su potencia. Por demás, parece que el universo entero existe, por ahora veladamente, dentro del cerebro humano.

Los 10 savants más asombrosos

Las mujeres prefieren a los hombres de ojos cafés, pero no es por el color

Salud

Por: pijamasurf - 06/02/2010

Las características dominantes de los hombres con ojos cafés atraen a las mujeres de una forma que no tiene que ver con el color de sus ojos.

Las mujeres prefieren a los hombres con ojos cafés por sobre los hombres de ojos azules, según un nuevo estudio. Pero esto no tiene que ver con el color de los ojos sino con aquello que va ligado a este genotipo.

Un grupo de investigadores de la República Checa examinaron a a 62 personas mientras veían fotografías de 80 rostros —40 hombres y 40 mujeres— que fueron calificadas por sus apariencia dominante. Luego los investigadores photoshopearon las mismas caras modificando los ojos azules por café y viceversa. Un grupo separado calificó las imágenes por su apariencia dominante.

Los resultados fueron los mismos: los rostros de hombres con ojos café fueron juzgados más dominantes que los hombres de ojos azules, aun cuando no tenían los ojos cafés debido a la alteración digital.

Este mismo efecto no se mantuvo para los rostros femeninos (otro estudio sugiere que los hombres prefieren a las mujeres de ojos azules, ya que estos son genes de carácter recesivo que hacen más fácil identificar la paternidad). El científico Karel Kleisner mencionó que en promedio los hombres de ojos color café tienen la boca y la quijada más ancha, narices más grandes, los ojos menos espaciados y cejas más grandes, lo cual podría ser un factor para la preferencia de las mujeres.

Los investigadores creen que los ojos azules no existían hasta hace 6 mil a 10 años mil años, cuando una mutación genética redujo la producción del pigmento de melanina en el iris. Antes de eso todos tenían los ojos cafés.

Actualmente existen media docena de genes que influyen en sí alguien tendrá ojos cafés o azules. Una posibilidad es que los genes que confieren el color de los ojos tienen otros efectos corporales o están en proximidad a otros genes que sí afectan, como aquellos que regulan la producción de testosterona. Si dos genes están muy cerca en un cromosoma, es muy probable que se encuentren juntos en el mismo individuo.

Otra explicación podría ser que los niños son tratados de forma diferente según el color de sus ojos, y este tratamiento probablemente de sobreprotección moldea su cuerpo de forma duradera (estudios anteriores han hallado que los niños de ojos azules son generalmente más inhibidos).

[LiveScience]