*

X
Testigos aseguran aterrorizados que el tiburón era del tamaño de una casa pequeña o un camión; autoridades de Ciudad del Cabo no han encontrado resto alguno del turista
Great White Shark, South Africa

Cómo si se tratara de un thriller noventero de Hollywood, una playa sudafricana fue sede de un aterrador episodio para aquellos que lo presenciaron: un gigantesco tiburón emergió para devorar a Lloyd Skinner, un turista originario de Zimbabwe.

Skinner nadaba a escasos 100 metros de la playa, en Ciudad del Cabo, cuando el tiburón apareció y en instantes apresó al turista dejando como único rastro una mancha de sangre entre las olas y las gafas de natación de su víctima.

Decenas de testigos aseguraron haber visto a un tiburón de dimensiones gigantescas aproximarse en dos ocasiones a Skinner antes de que este despareciera entre una estela roja. Algunos, quizá influidos por las películas de Jaws, aseguran que se trataba de un Tiburón Blanco:

“El tiburón era más grande que un minibus. Era como una sombra inmensa dirigiéndose hacia una mancha multicolor. De prontó emergió del agua y se llevo a la mancha. Pude ver su maníbula gigante arrastrar hacia el fondo a esta mancha que resultó ser una persona”. Declaró Gregg Coppen, un testigo, a un diario local. Tras presenciar la escena Coppen se apresuró a twittear: "Mierda. Acabamos de ver a un tiburón gigante devorar a lo que parecía una persona. Era gigantesco. Gigantesco tipo dinosaurio”.

Por su parte, Kathy Geldenhuys, quien se encontraba tomando sol en la arena declaró: “Sólo cuando estaba atacando pude ver su aleta, pero después pude ver todo el cuerpo bajo el agua. Era un tiburón realmente grande”

Via The Guardian

Científicos descubren animales multicelulares anóxicos... lo cual casi garantiza que existen los extraterrestres.

En las profundidades del Mar Mediterráneo, científicos han encontrado los primeros animlaes multicelulares capaces de sobrevivir en un ambiente libre de oxígeno.

Estas especies de habitantes de los sedimentos marinos son parte de las loriciferas, monstruos milimétricos lovecraftianos que en este caso no cuentan con mitocondrías, el estandár de las formas de vida basadas en oxígeno. En cambio poseen hidrogenosomas, los cuales son usados por organismos unicelulares para producir energía química.

"El desucbrimiento de estos organismos abre una nueva perspectiva en el estudio de los animales en habitats que carecen de oxígeno", escribió el biólogo marino Robert Danovaro de la Universidad de Marche.

No se conoce mucho de la historia evolutiva de estos animales anóxicos, cuyos relativos taxonómicos más cercanos son el gusano pene y el dragón de lodo, dos monstruos miniatura de la biología. El ambiente donde habitan es reminiscente del oceáno hace 600 millones de años.

Las implicaciones de este decubrimiento podrían extrapolarse a la astrobiología, ya que es posible que formas de vida evolución sin estar basadas en el oxígeno, lo cual ampliaría la gama a miles de millones de planetas donde esto podría suceder, dejando cada vez claro que no estamos solos en este universo.

Vía Wired